AJ

AJ
325 JUEGOS

jueves, 13 de octubre de 2011

¿Por que el logo de Ferrari es un caballo? y otras curiosidades interesantes

El deporte que mas caras rompe

El fútbol es el deporte que más fracturas maxilofaciales provoca, sobre todo por cabezados entre dos jugadores. Según ha concluído la Sociedad Española de Cirugía Oral y Maxilofacial (SECOM) tras analizar la literatura científica al respecto, las fracturas en los huesos faciales, como la que recientemente ha causado baja al jugador Raúl Albiol, son más frecuentes en el fútbol, que se ha convertido en eldeporte con más riesgos de intervención de cirugía oral y maxilofacial.
"El fútbol es un deporte con un gran contacto físico y para el que no se utiliza ninguna protección. En el momento en que dos jugadores colisionan a gran velocidad para hacerse con el control del balón exponen sus cabezas al riesgo de fractura por el impacto de una bota, un codo o de otra cabeza", advierte el doctor Arturo Bilbao, presidente de la SECOM.
Se calcula que el 30 % de las fracturas maxilofaciales son debidas a la práctica del deporte, y la mayoría de ellas, 6 de cada 10, están causadas por el fútbol. Los huesos más afectados son los de la zona central de la cara, el 60 %, mientras que las referidas a la zona maxilar suponen menos de la mitad. Son datos coincidentes de estudios realizados en pacientes hospitalizados en servicios de Cirugía Oral y Maxilofacial en Alemania e Italia. La colisión con otro jugador es la principal causa de fractura, en particular con otra cabeza.

Hablábamos como Yoda

Un estudio realizado por antropólogos estadounidenses de la Universidad de Stanford y el Instituto de Santa Fe revela que nuestros antepasados colocaban las palabras en las frases de manera similar al maestro Yoda de La Guerra de las Galaxias. Es decir, pronunciandosujeto, complemento directo y verbo, en lugar del orden actual de la mayoría de los idiomas (sujeto seguido de verbo y complementos). Por ejemplo, dirían “tú hablar bien puedes” o “yo mamut cazar”. Los detalles del trabajo se publican hoy en la revistaProceedings of the National Academy of Sciences(PNAS).
Para llegar a esta conclusión, los investigadores crearon un árbol de familia para 2.200 idiomas diferentes, algunos de ellos vivos y otros en desuso, como el latín, basándose en la similitud de sonidos para significados iguales. Usando este árbol, Merritt Ruhlen y Murray Gell-Mann comprobaron que los idiomas actuales, en los que el verbo se coloca detrás del sujeto, normalmente descienden de un idioma en el que el sujeto va seguido por el complemento y se sitúa el verbo al final. Lo que no está claro, subrayan los autores, es que ningún orden de colocación de las palabras ofreciera alguna ventaja evolutiva para nuestros ancestros.


¿Por que el logo de Ferrari es un caballo?

Como afirmó Enzo Ferrari, el creador de la firma de automóviles, “la historia del caballo rampante es simple y fascinante”. El caballo estaba pintado en el fuselaje del avión de caza que pilotaba Francesco Baracca, un héroe italiano de la Primera Guerra Mundial que, tras decenas de victorias, fue abatido en el municipio de Montello. En 1923, Ferrari ganó el primer circuito del Savio, en Rávena, y allí conoció al conde Enrico Baracca, padre del ilustre aviador, y más tarde a su madre, la condesa Paolina Biancoli. Ella le pidió que emplease el caballo de su hijo como insignia para sus coches, asegurándole que le traería suerte. Ferrari le hizo caso y conservó el color negro original del animal, al que añadió un fondo amarillo, representativo de Módena, su ciudad natal.
Y es que la marca del caballo, fundada en 1929 y dedicada a fabricar automóviles de competición pasó al cabo de unos años a crear también modelos superdeportivos para todos los públicos. Gracias a sus éxitos en las carreras con imponentes motores, sistemas de aerodinámica de última generación y la más alta tecnología en el mundo de la automoción, Ferrari es una de las marcas de coches más espectaculares, con una reputación ganada a pulso a lo largo de los años. El sueño de más de un aficionado es la de conducir una "macchina" de Ferrari.



¿Por que la cebolla nos hace llorar?

No es por emoción o pesadumbre. Al partir la cebolla, nuestros ojos se irritan porque producimos roturas celulares que permiten a un enzima llamada alinasa entrar en contacto con una molécula inodora presente en el interior de este producto. Esta combinación genera ciertas moléculas, entre ellas propanotial que, al penetrar en el ojo, provoca irritación ocular y lagrimeo por su contacto con el agua. También el ácido sulfúrico que produce contribuye a dañar la membrana conjuntival. Por ello, el remedio casero de cortar la cebolla bañándola previamente en agua da buenos resultados, ya que así se disuelve el propanotial antes de que llegue a los ojos.