lunes, 16 de mayo de 2011

El hornero (Un arquitecto volador)


El hornero, Furnarius rufus, es un ave de la familia Furnariidae, del este de Sudamérica. También conocido como "hornero rojo" o "tiluchi hornero" en Santa Cruz, Bolivia, o alonsito en la provincia argentina de Corrientes, es una especie común de matorrales, pasturas, campos de agricultura, que está completamente habituada a habitar en núcleos urbanos (por ej. arriba de luminarias). Es endémica del sudeste de Brasil, Bolivia, Paraguay, Uruguay, y del norte y centro de Argentina (llegando al norte de Patagonia). 

Se alimenta de insectos, artrópodos e invertebrados obtenidos al forrajear en el suelo mientras caminan.

El Hornero se aparea en el verano austral, pone huevos entre septiembre y diciembre, y eclosiona la puesta entre octubre y enero. Son monógamos y mantienen el casal por toda la vida. El nido es típico del género, un gran y grueso "horno" de barro arcilloso, que pesa entre 9 y 12 kg, puesto en un fuste, o más recientemente sobre estructuras ingenieriles tales como postes, vigas, edificios construido utilizando barro y material vegetal.

El casal permanece juntos a través del año y trabajan manteniendo su nido; un nido lo pueden construir en solo 15 días pero usualmente lo completan en 2-3 meses. Pone la hembra de 2-4 huevos y los incuba de 14-18 días. Los polluelos son alimentados por 23-26 días antes de volar y partir; los jóvenes permanecen en el territorio parental por cerca de 6 meses después de haber salido del nido. Ambos padres se intercambian en la incubación y responsabilidades de alimentación. Especie conocida por su canto a dúo entre macho y hembra.

Los Horneros se han beneficiado de las modificaciones intensas del paisaje por el humano. EnArgentina ha sido declarada como ave nacional según una encuesta realizada en 1928 a través de un popular periódico capitalino argentino. No está afectado por los cambios en su hábitat y está listado como LC por el IUCN.

En la siguiente secuencia fotográfica, se puede observar el proceso de construcción de su particular nido:







Imágenes al azar



Mal lugar para recibir una patada

No te muevas que todavía no enfoqué!

Los hombres piensan mas en comer y dormir, que en el sexo


Si creemos que los hombres piensan en sexo cada minuto, podríamos estar en un error. De acuerdo con un estudio reciente, realizado por investigadores de la Universidad de Ohio, los varones piensan mucho más en dormir o en saber qué comerán, que en el sexo.
La investigación fue publicada en la revistaLiveSience. "En otras palabras, no hay nada especial en torno a los pensamientos sexuales", señala Terri Fisher, psicóloga de la Universidad de Ohio. "Los hombres piensan más en cualquier otro tema relacionado con la salud, comparados con las mujeres, y no solamente tienen pensamientos en relación al sexo".
Para el estudio se les pidió a 163 mujeres y 120 hombres, llevar un contador y hacer un click cada vez que tuvieran pensamientos sexuales. En promedio ellos hacían un click cada media hora, mientras que ellas lo hacían cada hora.
De cualquier manera, se registraron muchas diferencias entre los sujetos encuestados, por ejemplo, mientras un estudiante anotó un solo pensamiento sexual en un día, otro marcó 388 en 24 horas.
En total, el promedio masculino de pensamientos relacionados con el sexo es de 18 al día, y el femenino, de 10.
De esta manera el mito de que los hombres piensan mucho más en sexo que ellas se derriba. Es, quizá, desilusionante para ellas saber que los varones prefieren tener en la mente una hamburguesa gigante o dormir cuando se sienten realmente cansados, en lugar de imaginar, pensar o recordar una noche de sexo.
Los investigadores encontraron, por tanto, que son las mujeres y no los hombres quienes son influenciados socialmente por estos pensamientos.

10 curiosidades ilustradas