AJ

AJ
328 JUEGOS

viernes, 10 de febrero de 2012

Etna, un volcán entre el fuego y la nieve

El Etna, uno de los volcanes más activos del mundo, ha vuelto a hacer erupción en medio de la ola de frío que azota a Europa. (Fotos: Reuters)


La montaña cubierta de nieve produce un extraordinario contraste con el fuego, la lava y el humo que despide hacia el cielo. 


El Etna se encuentra en la costa oriental de la isla de Sicilia, al sur de Italia y es el más activo y el más alto de toda Europa, con 3.322 metros de altura.

Esta última erupción, el 9 de febrero de 2012, no representa hasta ahora ninguna amenaza a las ciudades que lo rodean.


En la mitología romana, Etna era el nombre de una ninfa, hija del gigante Briareo y de Cimopolia. En una época, la población siciliana lo llamaba Gibellu, derivado de la palabra árabe que significa montaña. Los italianos lo llamaron Mongibello durante siglos. 


La erupción más destructiva del Etna ocurrió en 1669, precedida de dos meses de terremotos. A su paso, la lava arrasó con dos ciudades de la época. 


El volcán se encuentra entre las provincias de Mesina y Catania. En 1928, una erupción destruyó la población de Mascali, la única vez que ocurrió algo así desde 1669. Por entonces gobernaba Benito Mussolini, cuyo régimen fascista hizo propaganda con sus operaciones de evacuación, asistencia y reconstrucción.


La actual erupción del Etna se produce poco más de un mes después de la anterior, del 4 de enero de 2012.