viernes, 28 de abril de 2017

El museo de los productos fracasados

El lugar se llama Museum of Failure (Museo del fracaso) y abrirá sus puertas el próximo 7 de junio en Helsingborg, Suecia.



En el podremos disfrutar de más de 60 malas ideas que nadie paró a tiempo, como una mascarilla que te electrocuta la cara para mantenerla joven, un teléfono que solo muestra Twitter (y no lo hace del todo bien), las Google Glasses (ejem), un teléfono Nokia de los 2000 que iba a medio camino entre el móvil y la consola y se quedó en un taco de plástico...


Y el museo no solo tiene una buena colección de despropósitos tecnológicos: una mezcla entre Coca-Cola y café llamada "Coke Blak" (sí "blak, no "black", porque quitar letras era moderno hace años), una versión terrible del Monopoly by Donald Trump y una lasaña marca Colgate.


Ojo, que este museo no solo está diseñado para echarse unas risas a costa de la desgracia ajena. Según explicó su creador Samuel West a The Guardian, el propósito de museo es mostrar cómo otras personas han aprendido de sus errores. "La innovación requiere de fallos. Aprender es el único proceso que convierte el fallo en éxito", aclaró West.



Publicar un comentario