sábado, 5 de agosto de 2017

Viagra en crema

Se estima que en promedio la disfunción eréctil afecta a más del 30% de los mayores de 50 años. Atentos a esa problemática y a que la famosa pastillita azul, si bien tiene un alto grado de seguridad y revolucionó el mercado, no está permitida para algunos pacientes coronarios y es mirada con desconfianza por algunos hombres que no quieren una droga por vía oral, desde el laboratorio Ferring acaba de lanzar al mercado un nuevo tratamiento.


Se trata de una crema tópica que en un lapso de 5 minutos a media hora logra una erección. No hay en el mercado un producto de este tipo. Se llama Alprostadil.

“Es una solución fácil de aplicar, la vía es el meato uretral y tiene un efecto local. En los ensayos clínicos que realizamos, se vio una respuesta positiva en el 95% de los casos, logrando una erección de entre una hora y hora y media”, explicó el doctor Ignacio Moncada, jefe de Urología del Hospital Universitario de La Zarzuela de Madrid.

El especialista destaca la ventaja de que sea de uso tópico y no actúe sistémicamente.

“Lo interesante de este producto es que al ser de acción local, es una opción para las personas que tienen contraindicados los fármacos orales. Es una herramienta más de tratamiento”, explica el doctor Gustavo Rodríguez Baigorri, urólogo del Departamento de Sexología del Hospital Tornú. “Afortunadamente este ya no es un tema tabú. Y la población va tomando conciencia que la disfunción eréctil es un marcador precoz de enfermedad cardiovascular subyacente. Por lo tanto, un paciente con disfunción eréctil hoy es un paciente coronario a futuro”, agrega.

También hay muchos pacientes diagnosticados con diabetes que tienen disfunción eréctil. Por eso es importante tomar a la disfunción eréctil como un tema médico.

Un dato que destacan los especialistas es que para que exista una disfunción se deben dar tres meses seguidos con problemas de erección.

La problemática aumenta con la edad. Y el 30-35% de los pacientes no responden o están insatisfechos con la respuesta a los fármacos orales, según un estudio de 2012.

Su potencial, se estima, no es menor.



Publicar un comentario