Páginas

jueves, 13 de octubre de 2011

México: La revolución fotográfica de las mujeres

A comienzos del siglo XX su mirada derribó la muralla de prejuicios de un oficio dominado por hombres. La exposición Otras Miradas, Mujeres fotógrafas en México 1872-1960 que se exhibe en la Casa de América de Madrid recorre la historia de pioneras como las arqueólogas extranjeras Alice Dixon Le Plongeon y Caecilie Seler-Sachs o los primeros talleres familiares de fotógrafas mexicanas, hasta la vanguardia de nombres como Tina Modotti o la propia Frida Kahlo. (Sin título, 1905. Ana y Elena Arriaga. Colección José Antonio Rodríguez).






Entre 1923 y 1930 se dieron nuevas rutas de producción fotográfica en México influidas por la creatividad y la militancia de la italiana Tina Modotti. Adscrita al Partido Comunista Mexicano y amiga íntima de personalidades como la pintora Frida Kahlo y los muralistas Diego Rivera o Siqueiros, la mirada acerada y comprometida de Modotti dejaría una estela de influencias. (Cañas de azúcar,1929. Tina Modotti. Acervo Museo de Arte Moderno).





Los convulsos años treinta en México marcarían a Modotti, testigo del asesinato del líder cubano Julio Antonio Mella y luego expulsada del país acusada de conspirar para asesinar al presidente de México, Pascual Ortiz Rubio. Después de alistarse en las Brigadas Internacionales en la Guerra Civil española, la fotógrafa regresaría a México.






Las fotógrafas eran profesionales sofisticadas que hicieron del estudio fotográfico un escenario teatral. Sus obras reflejan interiores elegantes y artificiosos. (Espinas, 1932. Miriam Dilhman. Colección Archivo Fotográfico Agustín Jiménez/María Jiménez).




La mexicana Aurora Eugenia Latapí recogió las influencias formalistas de Modotti y su maestro, el estadounidense Edward Weston. Oriunda de una familia dedicada a la importación y distribución de postales, conoció la Europa de los años veinte, donde proliferaban los estudios fotográficos. (La Tolteca, 1931. Aurora Eugenia Latapí. Colección José Antonio Rodríguez).




Naturaleza, 1931. Aurora Eugenia Latapí. Colección José Antonio Rodríguez.




Los años cuarenta y cincuenta están definidos por la ambición cosmopolita de las urbes de México. El país quiso asumir una modernidad plena impulsada por el presidente Miguel Alemán. Pese a al política de Estado, muchos trabajos de las fotógrafas nacionales o extranjeras no atendieron a sus ideas programáticas. (Castillo de día, 1948. Ruth Lechuga. Colección José Antonio Rodríguez).




Las llamadas fotógrafas humanistas (1946-1960) trabajaron el reflejo del México más realista y se centraron en los ámbitos rurales. Su espacio de estudio fueron los pueblos, las etnias relegadas, las festividades religiosas, la dignidad humana. (Sin título, 1941. Rosa Harvan, de la serie The Forgotten Village).






fuente

No hay comentarios.: