Muñecas no aptas para niños

Al creador de estas muñecas, o, no le gustaban estos jueguetes, o no le gustan los niños. Porque darle a un chiquito un monstruo de estos, es como para condenarlo desde la infancia a una eterna dependencia del psicólogo.
Personalmente le tengo un poquito de fobia a las muñecas, todo por culpa de una pelicula de terror que ví cuando era chico, pero en este caso el temor está plenamente justificado.










Comentarios