Páginas

domingo, 19 de febrero de 2012

Sepias artistas del camuflaje


Algunas especies de Sepias, son una especie de moluscos, sin concha. Estos animales se desplazan gracias a un sistema de propulsión a chorro, expulsando agua a presión por un conducto. Tienen más de 30 variaciones de color y más de 300 diseños que pueden formar con su cuerpo. Cuando los machos buscan aparearse, tornan su piel con un color rayado similar al de las cebras, pero no son estáticas, sino que se mueven como si fueran luces de neón. Las hembras mantienen su color moteado.
  

Están dotados de unos órganos debajo de la piel, llamados cromatóforos, que contienen compartimientos llenos de pigmentos, unidos a músculos. Cuando éstos se contraen o estiran modifican los compartimientos creando 'parches' con los que elaboran distintos patrones de color.
   

A diferencia de otros animales, en los pulpos y las sepias cada cromatóforo es controlado neuronalmente, de modo que uno puede estar activado y el siguiente no.
  

En la capa inferior de los cromatóforos hay otro tipo de órganos llamados iridióforos, los cuales son apilamientos de láminas de aspecto metálico con las que obtienen colores plateados y dorados


Las sepias gigantes de Australia son las más grandes del mundo; pueden llegar a medir 50 centímetros



No hay comentarios.: