¡No veas este post antes de comer!

No digo que no sean sabrosas, pero estas cosas, que mucha gente,  en muchas partes del mundo, degusta como manjares, yo, por lo menos no tendría el coraje de probarlas, si bien aquel dictado antiguo sentencia: Sobre gustos no hay nada escrito. 
Pero: Licuado de ranas, platos de penes de animales, sopas de serpientes, huevos cocidos en orina,  y otras cosas por el estilo... ¿Te animarías a probarlas?

Licuado de Rana.
En Perú creen que el jugo de rana  es un poderoso afrodisíaco. 

Sopa de cabeza de oveja.
Sopa de  cabeza de oveja es uno de los platos favoritos de los bolivianos.

Gato al horno.
Esta mujer corta un gato para llevarlo al horno en el restaurante trastienda en Côte d'Ivoire. La carne de gato es una comida tradicional para una gran parte de África y Asia. 

Carne de tortuga.
La carne de tortuga siempre puede ser encontrada en los mercados de los puertos de Nicaragua.

Carne de cobra.
En la ciudad indonesia de Yogyakarta se puede degustar la carne cobra. En las inmediaciones de Yogyakarta, Java Central y Java Oriental cada semana capturan unas 1.000 cobras y los venden a un precio de 1,15 dólares la porción. 

Hígado de camello.
Una mujer sudanesa prepara un plato de hígado de camello. Entre 1996 y 2002, el Sudán cosechó entre 72 000 a 81 000 toneladas anuales de camellos. 


Carne de perro.
Este hombre de Vietnam se prepara para vender perros. La carne de perro es un  alimento tradicional para muchos de los pueblos de Asia Oriental.

Carne de ratas.
En algún momento los habitantes de Vietnam debieron luchar contra el hambre, comiendo carne de rata. Ahora se preparan como parte de una comida especial al final de cada calendario lunar. 

Carne de conejillo de indias.
Esta mujer peruana se prepara un plato de cuy. Los conejillos de indias son considerados un manjar en muchas partes de América del Sur. 

Sopa de serpientes.
Sopa de serpientes a menudo son elaboradas en China. La carne de serpiente tiene un lugar destacado en la cocina china y se considera muy saludable. 

Huevos de víbora.
En Taiwan creen que los huevos de cobra y embriones tienen propiedades curativas. 

Penes de animales
Mujer china come un plato de penes de toros y perros. Este restaurante chino ofrece platos de 30 penes de animales diferentes, guisados con verduras. En China, los penes de muchos animales se consideran de gran utilidad. 

Carne de Lemur.
Muchas especies de lémures, que se encuentran sólo en Madagascar, ahora están al borde de la extinción debido a los cazadores furtivos, quienes los atrapan para vender su carne muy codiciada.

Huevos cocidos en orina.
En la provincia china de Zhejiang se considera un manjar especial los huevos de gallina, cocidos en la orina de los niños pequeños. 

Arañas crujientes.
En losautobusess de la provincia camboyana de Kampong, los vendedores ambulantes ofrecen arañas crujientes, sazonada con ajo. 

Plato con patas de cabra.
En Lahore (Pakistán) para el desayuno prefieren un plato llamado "Siri Paya" que se hace con la cabeza y las patas de una cabra. 

Salsa de hormigas.
Una salsa con una especie de  hormigas particularmente grandes llamadas "culonas" se sirve en la mayoría de los restaurantes en la ciudad de Barichara (Colombia). 

Patas de lagarto.
Este hombre de Arabia Saudita mastica las patas de un Lagarto Agrionemys. Se dice que la sangre de este lagarto cura muchas enfermedades y fortalece el cuerpo. La carne de estos reptiles es considerada un manjar en muchas partes del Medio Oriente.



Comentarios