martes, 5 de febrero de 2013

¿Cómo se distingue una sonrisa fingida de una verdadera?

Cuando alguien te sonríe, ¿cómo distinguir si está siendo genuino? Aquí te explicamos qué zonas del rostro se activan en una sonrisa real. Además te contamos cuáles son los beneficios a la salud de quienes ríen más.

Las sonrisas son uno de los misterios que el ser humano ha tratado de descifrar por más tiempo, en la poesía, en la pintura o en la ciencia. En los 1860s, Guillaume-Benjamin-Amand Duchenne de Boulogne, Francia, realizó una serie de experimentos que le permitieron descubrir diferencias entre las sonrisas verdaderas de las que son fingidas.

Duchenne aplicó corrientes eléctricas a sus pacientes para que los músculos faciales se contrajeran. Se dio cuenta que los músculos de las mandíbulas se mueven espontáneamente pero también pueden ser fingidos. Por otro lado, en una sonrisa genuina aparecen unas finas líneas junto a los ojos, a veces conocidas como patas de gallo, que no pueden ser fingidas.

Así que, cuando encuentres a un compañero o colega que te sonríe y no ves estas líneas, tal vez su sonrisa no sea muy genuina. A menos que tenga botox o algún impedimento muscular.

Ahora ¿Quiénes sonríen más son más felices? ¿Los niños sufren menos depresiones porque la pasan jugando y riendo? Parece que sí hay una correlación directa. Así como uno va al gimnasio a fortalecer los músculos, quienes sonríen más están desencadenando círculos positivos en el cerebro. Un ejemplo de ello es la sensación de felicidad que se libera al sonreír; uno instantáneamente siente una reducción de estrés, que afecta la salud mental y física.
Así se comienza un círculo positivo, pues se activa una zona de felicidad en el cerebro, que contribuiría a un estado de ánimo más positivo y a todavía más sonrisas.

Además, las personas nos sentimos atraídos a quienes tienen una actitud positiva u optimista, ya tenemos suficiente de qué preocuparnos como para juntarnos con personas que no dejan de quejarse o criticar. Agradecemos que haya personas que pueden hacernos olvidar el estrés por unos segundos.

¿Quieres tener una vida más sana? Tómate unos minutos para relajarte, olvidar el estrés y buscar algo que te haga reír. Pronto verás los resultados .



Los perros malditos de la noche (leyendas / mitología)

Se pueden encontrar enormes y terroríficos perros negros, de mirada fiera y brillante, en el bestiario mitológico y folclórico de prácticamente todos los países y culturas. Desde tiempos inmemoriales, las leyendas sobre estos canes infernales han atormentado a mayores y a pequeños, llegando en algunos casos a traspasar la delgada línea del mito para convertirse en contundente realidad. Las víctimas de algunas de estas legendarias bestias, como en el caso de la bestia de Gévaudan, se pueden contar por decenas.


Perros negros fantasmas
Estas criaturas forman parte del folclore de casi todos los condados ingleses y Bélgica cuenta con su propia versión. A pesar de que existen variantes regionales, la mayoría de los perros negros tienen el tamaño de terneros, sus ojos rojos son grandes como paltos y destacan por su pelaje enmarañado. Hacen su aparición en vías antiguas, cruces de caminos, cementerios y horcas, que son lugares asociados a supersticiones y acontecimientos misteriosos.
Se dice que durante las tormentas eléctricas aparecen algunos perros negros. Una veleta de Bungay Market, en Suffolk, muestra la imagen de un perro negro conocido como Black Shuck, y un rayo. El domingo 4 de agosto de 1577, cuando la iglesia de Santa María se encontraba rebosante de feligreses, una terrible tormenta sacudió el edificio. De pronto un enorme perro negro iluminado por descargas eléctricas hizo su aparición en la iglesia y atacó con sus garras y dientes a un gran número de personas. La mayoría de los testigos consideró que la bestia era un demonio, un emisario del diablo.


Barghest y Mauthe

En algunas poblaciones se cree que los perros negros auguran la muerte. Una de estas criaturas, llamada Barghest, aparece en localidades del norte de Inglaterra, en especial en Yorkshire. Se creía que quienes veían al animal con claridad morirían poco después, mientras que quienes sólo lo avistaban de lejos vivirían unos meses más antes de sucumbir.
Una criatura similar, llamada perro Mauthe, suele aparecer en el cuartel del castillo de Peel, en la isla de Man. Para probar su valentía, un soldado ebrio entró en una ocasión en el cuartel a solas, pero perdió el habla y murió tres días después.

¿El "caballo salchicha"? y otras imágenes divertidas.








El gigante que fue enano (o viceversa) (Literalmente) (WTF!)

Adam Rainer - adictamente.blogspot.com
Enanismo y gigantismo son ambas anomalías o enfermedades que afectan al crecimiento. 

El austriaco Adam Rainer tuvo las dos.

La infancia de Rainer transcurrió como la de cualquier enano. A los 21 años, medía 1,18 metros. Pero diez años después, llegó a 2,18 metros de altura. Y siguió creciendo hasta alcanzar los 2,34 metros a los 51 años de edad.

Se le obsequió el record Guinness de la estatura más variable. Por desgracia, no pudo saborearlo, ya que el crecimiento acelerado lo obligó a permanecer en cama el resto de su vida.

La causa sigue siendo desconocida, pero seguramente tuvo que ver con la glándula pituitaria, responsable de las hormonas del crecimiento.

Adam Rainer - adictamente.blogspot.com

Adam Rainer - adictamente.blogspot.com

Adam Rainer - adictamente.blogspot.com



El "zapatófono" se ha hecho realidad. (WTF!)

El Superagente 86 (Get Smart, en su título original en inglés) fue una serie de televisión estadounidense que parodiaba a las películas y series de espías, como James Bond. 

Creada por Mel Brooks y Buck Henry, era protagonizada por Don Adams, como Maxwell Smart, el agente 86.

Su instrumento más característico es el zapatófono, un teléfono oculto en su zapato que le sirve para comunicarse con sus superiores. En un episodio se muestra que prácticamente todos sus accesorios de ropa (corbata, pañuelo, cinturón...) son teléfonos.

Hoy nos detendremos en el zapatófono...porque ha salido de la ficción, y se ha convertido en realidad.

Efectivamente el artista Miles Sean, de 41 años de edad, ha creado lo último en arte moderno y funcional con su último diseño ...¡El zapatófono!

Otro nombre no se me ocurre a esta combinación de viejos teléfonos móviles con zapatos de diseñador. Sean ha creado un diseño compacto y completamente funcional del "zapatófono".

Esta ingeniosa creación tecnológica transforma lo viejo en nuevo concepto en arte. Arte bastante caro, si vamos al caso, porque cada par de zapatófonos se vende por 3 .950 dólares. Con ese precio, mejor revemos la serie en youtube, nos reímos bastante, nos evitamos el ridículo de estar hablando descalzos y con un zapato (o bota!) en la oreja, nos ahorramos un muy buen dinero, y nos divertimos con las imágenes de este post.




Ponen a la venta "agua de niebla".

La lógica es sencilla. Si exprimes una naranja, sale zumo. Si exprimes una nube, sale agua. Hasta ahí, nada sorprende. Lo insólito es que alguien haya exprimido, realmente, unas nubes. Y lo han hecho. Theo Hernando y Ricardo Gil han extraído agua mediante unos captadores de niebla, rocío y precipitaciones.

Estos dos canarios, desde su empresa Montes Verdes Ingeniería Agraria, rescatan del cielo esas minúsculas gotas que forman las nubes y la niebla, y quedan flotando en el aire sin llegar a caer al suelo.

El agua está ya a la venta. Viene guardada en una botella azul (sin burbujas) y una botella transparente (ligeramente gasificada). El packaging, la marca y el etiquetado es del estudio de diseño Dos cuartos.

La bebida, que entra en la categoría de agua potable preparada, se comercializa en espacios gourmet, cruceros y hostelería.


"Help" medicina con humor.

Las pastillas son misteriosas. En el interior de una cápsula hay un cóctel químico absolutamente desconocido para el que lo traga. El nombre del fármaco tampoco da pistas de su finalidad y el packaging es sobrio, aburrido y nada apetecible. La industria farmacéutica ha creado una comunicación incomprensible y un tono rematadamente técnico para los millones de personas que consumen sus productos.

Pero a veces ocurre que alguien piensa que lo establecido no es necesariamente lo mejor. Alguien que cree que, frente a la tendencia a la complejidad de los medicamentos, puede haber fármacos que digan, en lenguaje popular, para qué sirven.

Medicamentos que, en lugar de sumar químicos, tengan un solo ingrediente activo: el que ataca el problema especificado en su envoltorio. Pastillas que dejan los tintes y la decoración digestiva para no mostrar, tal como es, su composición básica.

Esta es la filosofía que dio lugar al nacimiento de la compañía Help Remedies. La fundaron Richard Fine y Nathan Frank, en EEUU, hace cinco años, con la intención de crear una marca de remedios a dolencias comunes más divertida y más clara. Y así, de paso, que nadie tomara un medicamento por error.

Los nombres de estas medicinas se alejan de la oscuridad de palabras tipo Excaprol o Medilicil. Las pastillas para aliviar el dolor de cabeza se llaman “Help. I have a headache” (Ayuda. Me duele la cabeza). Las que combaten el insomnio se llaman “Help. I can’t sleep” (Ayuda. No puedo dormir).

La claridad en su comunicación es absoluta y, a menudo, dejan entrar el humor. Así lo hacen, por ejemplo, con sus preservativos, a los que llaman “Help. I am horny” (Ayuda. Estoy caliente). En su web incluyen, además, productos que no existen. Pero tienen una función importante: refuerzan esta idea de juego y desafían a una industria que pretende construir su rigor mediante tecnicismos y sobriedad.

San Valentín: 5 consejos para que el amor dure.

1. Cierta independencia: “Actividades por separado de cada miembro. Permitirse mutuamente determinadas actividades que no son un peligro para la relación, pero que les da a ambos el espacio necesario para desarrollar su personalidad. Compartirlas y enriquecerse mutuamente. Esto ayuda a fortalecer lo que ya tenían formado”, señala José Ruano, director general de Meetic para España y Portugal.

2. Dedicar tiempo solo a la pareja. Cuidar las relaciones íntimas, protegerlas de los estragos que produce un horario de trabajo intenso y separarlas de los compromisos familiares. Es crucial buscar tiempo exclusivo para los dos.

3. El sentido del humor:
Reírse juntos. Buscar el lado divertido para relativizar las situaciones y poder manejarlas mejor.

4. Comportarse como una unidad frente a los problemas externos: No enfrentase, sino hacer “piña”, trabajando codo con codo para salir adelante. Y el punto fundamental para que todo vaya bien es, a pesar del paso del tiempo, no olvidar hacerse caricias y decirse palabras cómplices, apoyarse, animarse, alimentar el afecto y la sensación de seguridad. Así, las parejas se convierten en los mejores amigos y amantes. Este último detalle tiene su explicación hormonal.

5. Mantener el contacto físico. Según Larry Young, en la fase de amor compañero hay menos liberación de dopamina, y si se deja de tener sexo, los niveles de oxitocina caen. Para mantener estos niveles hay que besarse, abrazarse y tener relaciones sexuales. Y para la dopamina, conocer ambientes y situaciones nuevas y estimulantes. Por lo tanto, la mágica combinación sugiere tener citas románticas, ir de vacaciones a lugares nuevos y, una vez más, tener sexo. El resultado se verá en el cerebro: en parejas que llevan más de 20 años juntas se activa el globo pálido en el cerebro.

Tierra inhóspita: la separación
“Si ocurre tras una larga relación, se libera la molécula del estrés, el CFR (factor liberador de corticotropina), que puede producir síntomas parecidos a los de la depresión. Este es uno de los motivos por los que se suele volver: para evitar la miseria de la separación”, explica Young. Este dolor es positivo. Nos protege de romper relaciones a la ligera y nos hace luchar por conservarlas.

Si la ruptura se produce en la fase de velocidad punta, al dolor se une la obsesión por lograr el objetivo. En vez de remitir, aumenta, porque ante la adversidad, la producción de dopamina se dispara para conseguirlo. Por ello, resulta duro seguir con tu vida y olvidarte de esta persona: la amas más intensamente.



Simplemente increíble.







¿Sabes porque usamos "Avatares" en Internet? Conoce su orígen.

En el marco del hinduismo, un avatar es la encarnación terrestre de un dios, en particular Visnú.

Se dice por ejemplo que el dios Krisná es el octavo avatar del dios Visnú. El término sánscrito अवतार avatāra significa ‘el que desciende’; proviene de avatarati.

La palabra también se utiliza para referirse a encarnaciones de Dios o a maestros muy influyentes de otras religiones apartes del hinduismo, especialmente a los adherentes a tradiciones dhármicas cuando tratan de explicar a personajes como Cristo.

De acuerdo con los textos hindúes Puranas, han descendido incontable número de avatares en nuestro universo. 
Dentro del vaisnavismo, los muchos avatares han sido categorizados en diferentes tipos de acuerdo con la personalidad y el rol específico descrito en las Escrituras. 
No todos son reconocidos como encarnaciones completas o directas de Visnú. Algunos avatares se cree que son almas bendecidas o apoderadas con ciertas virtudes de origen divino, aunque son almas individuales.

El castellano ha tomado (a través del francés) la palabra sánscrita avatar (pluralizada como en español: “avatares”) con el significado de ‘fases‘, ‘vicisitudes’ o ‘cambios’.

En Internet y otras tecnologías de comunicación modernas, se denomina avatar a una representación gráfica, generalmente humana, que se asocia a un usuario para su identificación. Los avatares pueden ser fotografías o dibujos artísticos, y algunas tecnologías permiten el uso de representaciones tridimensionales.

Aunque el uso original del término avatar es muy distinto, este término empezó a utilizarse en el sentido iconográfico al que se refiere este artículo por los diseñadores de varios juegos de rol, tales como Hábitat en 1987 o Shadowrunen 1989.

Cuando tu Avatar, es tan (o mas) importante que tu.

La frontera entre nuestro yo y nuestro yo digital sigue difuminándose y volviéndose cada vez más extraña. El otro día Salim Ismail, uno de los fundadores de la Singularity University lo explicaba hablando de la presencia de los jóvenes en las redes sociales en una frase clara y directa, que dejó pensativos a muchos en la sala:

Hoy en día muchos jóvenes dedican más tiempo a preocuparse de que sus fotos de perfil en Facebook, Twitter y el aspecto de su avatar esté perfecto que a peinarse o arreglarse un poco antes de salir de casa.

Pasar más tiempo retocando tu foto que retocando el objeto físico y real al que representa: tú mismo. Eso sí que es darle más importancia a lo virtual que a lo real. Pero en cierto modo puede tener incluso su lógica: si eres de los permanentemente conectados que consideran que su imagen es importante y además gustas de mostrar diferentes aspectos a lo largo del día, realmente deberías cuidar esa imagen más que la real. Más que nada porque probablemente no interactúes más que con unas pocas personas durante el día –si acaso sales de la cueva para ver la luz– mientras que en la Red puede haber cientos o miles de ellas interactuando contigo y observando tu imagen –aunque sea en un icono de perfil– en todo momento.

Esto nos lleva a algunas cuestiones interesantes que a veces acaban surgiendo en las conversaciones de café: ¿Somos realmente iguales que como nos mostramos «en línea»? ¿Deberíamos serlo? ¿Acaso queremos serlo? En esas conversaciones me ha dado la impresión de que muchas personas suelen coincidir por su experiencia en que un alto porcentaje de lo que se desvela en las redes sociales no es sino una «realidad convenientemente filtrada».

Para algunos se trata simplemente de hacer público en forma de mensajes, estados o tuits lo «bueno» que les sucede al cabo del día. Para otros significa magnificar lo bueno, por pequeño que sea, y minimizar o lo malo. Y de los que se inventan la mitad de su vida convirtiendo su extensión en la red en una película de ficción… mejor ni hablamos.

Sobre los sentimientos y situaciones negativas hay estilos para todos los gustos. Al publicar sobre ello hay quien prefiere ignorarlos simplemente porque no cree que sea importante o porque prefiere no dar una imagen triste o de «protestón». Otros los combinan dejando que algún aspecto negativo cotidiano pero simpático entre en su línea temporal de los relatos diarios. Los menos –quizá por tener un carácter más depresivo, por ser auténticos cascarrabias o simplemente por llevar una vida auténticamente desgracia– publican todas y cada una de sus penas.

El animal que, para salvarse de los parásitos, se muere, y después revive.

Una de las principales causas de que exista el sexo son los parásitos. El sexo nos permite mezclar rápidamente nuestros ADN y crear diferentes versiones, algunas de las cuales serán resistentes a esos parásitos.

Muchas especies no tienen sexo. En su lugar, los individuos se clonan a sí mismos, por lo que cada uno es una copia exacta de los demás. Obviamente, estas especies son indefensas frente a una epidemia y se extinguen con facilidad.

Pero hay un organismo en este planeta (Bdelloidea) que descubrió una alternativa maravillosa. Cuando su sistema inmune detecta un parásito, todo su cuerpo se seca, se deshidrata completamente haciendo que el invasor muera.

Luego el viento se lleva su cuerpo seco. Tarde o temprano cae en una zona húmeda, se hidrata y vuelve a la vida. Una solución tan elegante y efectiva que, después de haber sobrevivido millones de años por medio del sexo, la naturaleza decidió eliminar a los machos de la especie hace 40 millones de años.

Desde entonces, las hembras se clonan y se protegen con este sistema.






Batman y sus diferentes caras.

Batman ha sido recreado muchas veces a lo largo del tiempo.En la siguiente imagen se puede ver una comparación entre las series animadas, "los" Batman de Burton y de Schumacher, la Versión de Christopher Nolan y la serie televisiva de los años 60.


Extraño negocio Chino: Venta de aire

Desde mascarillas de colores hasta purificadores de aire; el negocio de los productos contra la contaminación encuentra estos días en Pekín su mejor momento.

Hace apenas dos semanas, la capital china registró niveles de contaminación atmosférica que excedieron sobremanera el límite máximo de riesgo para la salud. Entonces, una nube amarillenta cubrió Pekín de contaminación.

En medio de la preocupación, lo que para muchos eran malas noticias, se convirtió en una oportunidad para aquellos empresarios que vieron el potencial de un negocio en torno a una necesidad tan vieja como los siglos: aire para respirar.

Algunos, además, aprovecharon la ocasión para denunciar, desde la ironía, la contaminación que deriva del imparable crecimiento, y que está haciendo la vida difícil a la urbe china.

El multimillonario y reconocido filántropo Chen Guangbiao repartía la semana pasada "aire puro enlatado", ante el asombro de los transeúntes de una concurrida calle de Pekín.

Las latas amarillas y verdes, que llevaban impresas su caricatura y la frase "Chen Guangbiao es un hombre bueno", contenían aire fresco para que fuera consumido. Chen aspiró el aire de la lata en un intento de mostrar a los compradores una forma alternativa de "respirar" aire limpio.

Su intención, asegura, es criticar la decisión del gobierno y las grandes empresas de "crecer a toda costa, a expensas de nuestros hijos y nietos, y de sacrificar nuestro medio ambiente".

Sin embargo, el gesto de denuncia de crear latas de aire indica la inquietante posibilidad de que un recurso tan básico para la vida se convierta en un bien comercial si no se respetan los límites de contaminación.

Las latas de Chen fueron repartidas gratuitamente el pasado miércoles pero se venden a 5 yuanes (US$0,8) y el dinero recaudado va dirigido, según Chen, a las regiones más pobres de China.

Las ventas, hasta entonces moderadas, se dispararon tras la reciente racha de contaminación hasta los casi 8 millones de latas en los últimos 10 días, dijo Chen.

La calidad del aire de Pekín se sitúa a menudo en valores perjudiciales para la salud pero el pasado 12 de enero se elevó a 755 puntos, el más alto que se recuerda. El máximo, considerado "muy peligroso", es de 500.

"Cuando salgo fuera y camino durante 20 minutos, me duele la garganta y me siento mareado", aseguraba el multimillonario Chen en una entrevista con Reuters la semana pasada.

Conmoción en china, por un casamiento gay.

La unión entre un jubilado y un repartidor de agua ha roto todas las barreras de la censura oficial en internet. 

La polémica ceremonia, que fue retransmitida en vivo por Internet, transcurría con los integrantes de la pareja sentada uno al lado del otro, vestidos de novio y novia, abrazándose y rodeados de gente. Todo en medio de la tranquilidad, hasta que en un momento apareció el hijo de uno de los novios y armó un escándalo.

“Esta ceremonia nos hacía perder la dignidad”, aseguró el joven, que cuando llegó al lugar apagó la música y le pegó a los invitados. Pero a diferencia de lo que le sucedió con ese familiar, la pareja recibió muchas felicitaciones en Internet cuando anunció su amor en Weibo, la versión china de Twitter.

Inspirados en una campaña de Hong Kong de los derechos de los homosexuales, la pareja decidió compartir su historias en la red virtual. Esto a pesar de los inconvenientes que los sufren los homosexuales en China en relación a la familia.

El almohadón "antiflatulencias" y otros inventos curiosos y WTF.

Cojín antiflatulencias
GasBgon es un amortiguador de flatulencias que reduce en un 90% el ruido y el olor de los gases, gracias a una capa de espuma aislante acústica y un filtro de carbón. Fue inventado por Jim y Sharron Huza, de Greenville NC (EEUU). Jim pasó 25 años de su vida en el campo de la tecnología aplicada al filtro de aire. Eso le fue de gran ayuda a su mujer cuando esta buscaba una idea original para su proyecto final en la escuela de marketing. Inspirándose en la frase de Einstein “deberíamos hacer las cosas lo más sencillas posible, no solo algo más sencillas”, unieron esfuerzos para ahorrar el bochorno asociado a un proceso fisiológico que, según su web, experimentamos catorce veces al día. 

Pom-pom en los aseos
Pep Torres (Director del Museu d’Idees i Invents de Barcelona. www.mibamuseum.com) y Stereonoise Studio han inventado una puerta diseñada especialmente para el WC. Tiene dos pomos debidamente marcados con unos iconos que nos indican cuál debemos usar en caso de lavarnos o no las manos. De esta manera se intenta evitar que aquellos que nos lavamos las manos toquemos el mismo pomo que aquellos que no se las lavan. Muy higiénico.

Usa un michelímetro
Es un cinturón y, además, una cinta métrica. La idea es que al ponértelo puedas ver inmediatamente los centímetros que han perdido tus michelines gracias a la dieta de turno que hayas empezado. Pero a veces el resultado termina por ser algo frustrante, los centímetros van a más y el michelímetro termina en el cubo de la basura. Sabiendo que hay quien se lo pondría a diario, debemos advertir que este es uno de los inventos expuestos en el espacio absurdo del Miiba. O sea, que su objetivo es echarse unas risas y no lo vas a poder encontrar en ninguna tienda.

Come el doble... pero solo por los ojos
En estos tiempos en que todos nos preocupamos tanto por nuestra figura, os presentamos un invento muy adecuado al momento. El Diet Plate es un plato que te permite comer únicamente la mitad de una ración completa. Perfecto para aquellas personas a las que les encanta la buena mesa, pero que por un motivo u otro no deben hacerlo en grandes cantidades. Su funcionamiento es sencillo: se trata de auto engañarse. El espejo semicircular que cruza el plato nos lo hace ver lleno de comida, cuando en realidad es solo una mitad la que está llena y que se duplica al reflejarse. De esta manera, aunque veamos el plato a rebosar, solo comeremos la mitad de lo que pensamos estar consumiendo.