El maravilloso paraíso submarino de las Islas canarias

Bajo las aguas de este archipiélago español, frente a las costas de África, habitan animales curiosos y de vivos colores. Lo invitamos a darse un paseo submarino con esta galería de imágenes de la expedición de Oceana. (Haz clic en las imágenes para ampliarlas)

La morena (Muraena helena) es una las criaturas que habita las profundidades del mar que rodea el archipiélago de las Islas Canarias, en el Océano Atlántico. Foto: Oceana. 

Una expedición de la organización Oceana está recorriendo estas islas españolas para documentar, por primera vez, la rica diversidad que esconden sus aguas. En la imagen, vemos un grupo de salemas o salpas. Foto: Oceana. 

Con ayuda de un robot, los investigadores toman fotografías bajo el agua. Aquí vemos una araña de marisco (Percnon gibbesi), una especie invasora. Foto: Carlos Minguell/Oceana. 

Las fotografías son tomadas or un robot que puede sumergirse hasta los 1.000 metros de profundidad. Foto: Dolichopteryx longipes, tomada por Oceana. 

Soplido de rorcual boreal (Balaenoptera borealis). Foto: Carlos Minguell/Oceana. 

La expedición incluye inmersiones de buceadores que suelen bajar hasta 40 metros de profundidad. Foto: Oceana. 

Un rape bostezador (Chaunax suttkusi), hallado en las montañas submarinas al norte de Canarias, mira directo a la cámara del robto. Foto: Chaunax Suttkusi/Oceana. 

Además de tomar fotos y grabar videos, el robot recoge muestras del fondo marino. Coral negro (Antipathella wollastoni) en una cueva, Punta Miradero, El Hierr. Foto: Carlos Minguell/Oceana. 

Las muestras se analizan con una lupa binocular electrónica en el barco. La imagen muestra un erizo de cuero (Phormosoma placenta). Foto: Oceana. 

En la oscuridad de la profundidad marina se descatan los intensos colores de la medusa abisal (Periphylla sp.). Foto: Oceana. 

Al finalizar la expedición, los investigadores demoran meses en organizar y analizar las muestras que recolectaron. En la foto vemos un mero moreno (Epinephelus marginatus). Foto: Carlos Minguell/Oceana.


Comentarios