Páginas

lunes, 20 de abril de 2015

Fuertes imágenes para denunciar la violencia sexual del reggaetón.

"Si sigues en esa actitud voy a violarte hey, así que no te pongas alzadita--- voy a darte la requisa completa, comienzo por debajo y termino en las teta...", así son algunos fragmentos de la letra de la canción 'Contra la pared', del intérprete colombiano Jiggy Drama.


La violencia de las estrofas en contra de las mujeres de ésta y otras composiciones del reggaetón llamaron la atención de un grupo de estudiantes colombianos, que emprendieron la iniciativa 'Usa la Razón' como parte de un proyecto escolar, sin imaginar que la campaña recibiría apoyo en toda América Latina.

John Melo, estudiante de la Universidad Unipanamericana Compensar de Bogotá, ideó ilustrar de forma explícita las letras de famosas canciones interpretadas por cantantes como Daddy Yankee y Arcángel. El resultado fue impactante.

Lineyl Ibañez, profesional de medios audiovisuales de la Universidad Jorge Tadeo Lozano de Bogotá, fue la encargada de la puesta en escena de estas fotos, que han causado gran controversia y han encendido el debate respecto a la figura de la mujer en el popular género musical.



"La gente recibió nuestro trabajo con aceptación por un lado, sin embargo no faltan las críticas, ya que a las personas no les agrada que se critique lo que les gusta, más aun si es lo que más está vendiendo. Muchas mujeres se sintieron identificadas con este pensamiento, ya que somos muchas las que consideramos que la música no fue creada para degradar, violentar o cosificar a la mujer", dijo a The Huffington Post vía correo electrónico Ibañez.

La campaña está en su segunda etapa, se ha esparcido en las redes sociales y día a día gana seguidores en Facebook. No sólo medios de comunicación de Colombia han hecho eco del impacto que ha causado. En México, Argentina, incluso en Europa, se reprodujeron las imágenes.

"Éramos conscientes de que estábamos tratando con un tema polémico, que podría llegar a ser viral, porque estábamos mostrando un rechazo a lo que vemos como un problema social, sin embargo no concebí la posibilidad de que la campaña llegara fuera de nuestro país", agregó la fotógrafa.

Además de denunciar las letras en las que se trata a la mujer como un objeto sexual, la campaña 'Usa la Razón' busca elevar el nivel de exigencia del público que escucha reggaetón.


"Quisiéramos que las personas que escuchan esta música analizaran y fueran más exigentes con el género que siguen, el público es el que define una sociedad, el pueblo es quien habla. La música de cada una de las épocas ha sido el reflejo de momentos sociales, por consiguiente, si en mi país que nos encontramos en un proceso de paz, de construcción individual y de cambio, así mismo deberíamos cambiar los contenidos de lo que escuchamos, ya que sin duda la música tiene influencia en las masas, y si la sociedad se construye desde la violencia, sin duda vamos a continuar en una sociedad violenta. Letras de canciones como: “si sigues en esa actitud voy a violarte, HEY! Así que no te pongas alzadita” son amenazas, son contenidos violentos que no tiene lugar en un país que tiene una fuerte historia de violencia la cual necesita cambiar".

"La campaña no va enfocada a los intérpretes, sin embargo, lo que esperamos de ellos, es que cambien su mensaje, hay mil temas esperando por ser tratados, mil historias que puedes ser contadas, ¿por qué hablar sólo de sexo, violencia, 'perreo'?, somos una sociedad que necesita más, la hipersexualización tiene consecuencias perjudiciales para un país en donde las cifras de embarazos en niñas y adolescentes incrementó nefastamente desde que este género se puso de moda", explicó.

"Sin duda todos los géneros musicales manejan contenidos sexistas, machistas y violentos, sin embargo este es uno de los más agresores, además es el que está sonando en casi todas las casas de mi país, donde hay niños que tienen que crecer escuchando estos mensajes, por ello decidimos centrarnos en este género. Queremos llegarles a más personas y hoy en día la mayoría de gente escucha estas canciones y muchos ni siquiera se habían percatado de lo que escuchaban. No soportaría ver a mis primos de 4 y 8 años cantando esta música, que no les aporta en lo más mínimo, considero irresponsable permitir que los niños se formen con estos mensajes, bailes y ejemplos que deja la mayoría de los contenidos del reggaetón. Esta campaña no se trata de feminismo, se trata de construcción social", concluyó.


"8 de cada 10 mujeres que escuchan reggaetón se sienten maltratadas por el mismo, ¡hay que actuar!", Usa la Razón.

Son varias organizaciones las que han denunciado a los autores de las letras, que indignan la condición femenina y reducen a la mujer a un mero objeto sexual.

"Solemos bailar y tararear estas canciones sin problema. Pero, ¿te has puesto a pensar en lo sexistas y ridículas que son?", preguntó en su canal de YouTube Upsocl, que hace unas semanas publicó un video con las reacciones de diferentes personas cuando leen sin música las letras de populares canciones de reggaetón.

"-Son las letras ofensivas- dicen. Pero machismo hay en todos los géneros musicales. Desde el romántico bolero en donde un pedófilo Agustín Lara declara que “tu párvula boca [...] siendo tan niña me enseñó a besar” hasta el romántico pop anglosajón en donde Sting romantiza el “amor” obsesivo y controlador: “Every breath you take I’ll be watching you” (a cada respiro que des te estaré observando). La misoginia en las letras de las canciones no es un problema exclusivo del reggaetón... Lo mismo pasó con el tango que hoy le parece elegantísimo a todo el mundo y se volvió socialmente aceptado, y hasta muy “culto” que las mujeres les encaramen las piernas a su parejo mientras Gardel nos condena a todas en nombre de una puta infiel. Esto para decir que lo que nos parece escandaloso o sexual en los movimientos del cuerpo varía de cultura a cultura. Mover el culo no es una invitación al sexo de la misma manera que una minifalda no es una provocación que justifique una violación", escribió Catalina Ruiz-Navarro en su columna publicada en SinEmbargo.MX, a propósito de una iniciativa fallida en la Universidad Nacional Autónoma de México, en la que se conminaba a leer utilizando música de reggaetón.

"La música, en tanto que manifestación artística, es un reflejo de la sociedad, y debe ser juzgada en su contexto. La gente no se vuelve misógina porque lo escucho en una canción, más bien esas letras ofensivas contra las mujeres son un reflejo del entorno", agregó.

El reggaetón se ha extendido por toda América Latina, aunque no es propio de ninguna clase social, un estudio reciente con el software Virgil Griffith, arrojó que hay una relación entre el género musical predilecto y el nivel intelectual.

"Un alto índice de personas con promedios académicos altos escuchaban bandas como Radiohead, Led Zeppelin o Bob Dylan. Los alumnos promedio, Oasis, AC /DC o Marron 5 y los promedios más bajos gustaban de la música pop como Jay Z, Beyoncé y del reggaetón".


No hay comentarios.: