Páginas

domingo, 29 de noviembre de 2015

Los enigmáticos "hombres inmóviles".

‘Event Horizon’, el trabajo del escultor británico, Sir Antony Gormley, está compuesto de 31 esculturas de tamaño real, las cuales fueron fundidas usando como base el cuerpo del artista. 


La obra de arte público se exhibió por primera vez en Londres en el 2007. Aparte de Londres, la obra ha recorrido Nueva York, Sao Paulo y Río de Janeiro. Actualmente, ‘Event Horizon’ se encuentra en Hong Kong y estará exhibido hasta mayo del 2016. 


Gormley dice que la obra desafía a la gente para que reflexionen sobre la relación entre la imaginación y el horizonte. "Me interesa que la gente esté atenta y realmente pueda leer su entorno. Y vean los diálogos del aspecto y la forma, entre un tipo de edificio y otro". 


El proceso que conlleva la creación de las figuras requiere no solo artesanía sino también paciencia. Gormley primero se envolvió con film plástico y luego se cubrió de yeso húmedo durante horas. Cada escultura tiene ligeras variaciones. "Puedes leer en la superficie de la escultura, la historia de su creación", dice el artista. Al verlas de cerca, todavía se pueden ver las impresiones de film plástico sobre las figuras. 

"Mi deseo con esta obra es que, sin dejar de ser absolutamente inmóviles, expresen un estado de alerta, conciencia y atención", dice Gormley. 

Cuatro de las esculturas que se encuentran a nivel de la calle están hechas de hierro fundido, y cada una pesa 630 kilogramos. Las otras 27 esculturas están hechas de fibra de vidrio y pesan 30 kilogramos. 

El proyecto ha recibido diferentes respuestas en Nueva York. Aunque las autoridades locales le habían asegurado al público que las figuras eran obras de arte, aún había preocupación por las similitudes entre la instalación y las imágenes de las víctimas del 11-S que saltaron y murieron. 



No hay comentarios.: