Páginas

lunes, 12 de septiembre de 2016

Auriculares inalámbricos, cuando lo antiguo que se reinventa

Apple ha confirmado la revolución y, probablemente, los auriculares de toda la vida tengan los días contados. Esta tecnología con cerca de siglo y medio de vida vio la pasada semana, durante la presentación de los nuevos iPhone 7 y 7 Plus, cómo los de Cupertino le daban un empujoncito mortal al ‘minijack’, ese puerto por el que tradicionalmente hemos metido nuestros auriculares en mil y un dispositivos: desde la Game Boy hasta los más modernos ‘smartphones’, pasando por los viejos ‘walkman’ y ‘discman’.

A pesar de este importante paso, los de Tim Cook no han inventado nada nuevo en este sentido. Y, a decir verdad, la muerte del ‘minijack’ tampoco es algo radical en manos de los de la manzana mordida: por una parte, compañías como LeEco, Oppo e incluso Motorola ya habían eliminado el clásico ‘jack’ de 3,5 milímetros en los diseños de algunos de sus teléfonos móviles; por otra, Apple ha decidido incluir junto a cada nuevo iPhone un adaptador de ‘minijack’ al puerto Lightning, el que se usa para cargar la batería del móvil. Así, si los futuros propietarios de un iPhone 7 o un iPhone 7 Plus tienen auriculares con cable, aún podrán utilizarlos.

No obstante, no parece haber marcha atrás y la tendencia es clara. El ‘minijack’ desaparecerá de nuestras vidas más pronto que tarde y no quedará otra que abrazar los auriculares inalámbricos para poder escuchar música en los dispositivos móviles. Para aquellos que quieran ir haciéndose a la idea, hay un amplio abanico de productos con los que escuchar el sonido de cualquier ‘smartphone’ tenga o no esa entrada de 3,5 milímetros.

Haz tus auriculares inalámbricos

¿Por qué renunciar a tus auriculares de siempre si aún funcionan? Más allá del adaptador que Apple pondrá a disposición de sus usuarios, otros dispositivos cumplen con el mismo objetivo e incluso van algo más lejos: aunque tus auriculares tengan cable, podrás disfrutar de la música del móvil sin que este vaya conectado a nada. Al menos, visiblemente.

Es lo que sucede al utilizar el Noble BTS, un aparato capaz de hacer que tus auriculares sean inalámbricos (en lo que respecta al móvil): solo hay que enchufarlos a este dispositivo, que será el que se conecte a través del Bluetooth con el teléfono móvil. Así, del ‘smartphone’ no saldrá ningún cable y tus viejos auriculares tendrán una nueva vida. La batería del Noble BTS asegura ocho horas de música pseudoinalámbrica que, además, cuesta bastante menos que los AirPods: solo 99 dólares.

Los más baratos

Si lo que más nos preocupa a la hora de buscar unos auriculares compatibles con el futuro es cómo de maltrecho se quedará el bolsillo, también hay opciones. Si bien es cierto que, a día de hoy, los auriculares inalámbricos y de calidad no son precisamente una ganga (sin ir más lejos, los que ha lanzado Apple sobrepasan los 150 euros), también es posible encontrarlos a buen precio: los Etekcity S1 están disponibles por solo 20 euros.

Al igual que el ahorro es notable si apostamos por estos auriculares inalámbricos, también habrá una diferencia sustancial en la calidad del sonido respecto a los AirPods. No obstante, sus diez horas de autonomía y los resultados que ofrece están muy por encima de su precio.

Con seguridad
Una de las críticas que han recibido los flamantes AirPods de Apple es su tamaño. Si ya es difícil en ocasiones encontrar unos auriculares con cable en el fondo de un bolso o dentro de una mochila, el nuevo producto de los de Cupertino es un caro candidato a perderse en cualquier parte. Al fin y al cabo, no miden mucho más que un botón para que sean casi imperceptibles en la oreja.

No obstante, es posible tener unos inalámbricos con un plus de seguridad: un cable que une ambos auriculares y que evitará que perdamos alguno de los dos. Tanto los Etekcity como los Meizu PE-51, disponibles por 50 euros en Amazon y con algo más de calidad que los anteriores, cuentan con ese cable que a más de uno le evitará un buen susto. Nadie dijo que no tener cables fuera perfecto.
Gama alta
Para los más exigentes, aquellos que deseen obtener la mejor calidad de sonido sin tener que soportar cable alguno y sin importar cuál sea el precio, también hay una amplia gama de posibilidades. De hecho, los 159 dólares de los AirPods de Apple se quedan en calderilla al lado de modelos como los Sony MDR-1000X, que acaban con el sonido ambiente solo si lo desea su propietario: con solo tocarlos, se activa un modo de atención rápida que deja pasar el sonido del exterior para, por ejemplo, mantener conversaciones con ellos puestos. A cambio, eso sí, de 400 euros de nada.

Unidos al móvil

Apple y compañía se han propuesto acabar con el ‘minijack’, pero eso no quiere decir que la única opción que queda sea inalámbrica: de hecho, el conector miniUSB se convierte en la única opción para meter unos auriculares con cable directamente en el teléfono. Así, los fabricantes de estos dispositivos ya se han puesto las pilas y han creado distintos modelos que pueden conectarse al ‘smartphone’, como los August EP715: cancelación de sonido por solo 40 euros y conexión con cable a través del puerto que usas para cargar el teléfono inteligente. El ‘minijack’ ha muerto, pero los cables todavía tienen mucho que decir.




No hay comentarios.: