martes, 18 de octubre de 2016

¡Hoy no pienso morirme, tirá ese ataúd a la basura!...y otras imágenes divertidas







¡Encontraron a Mauricio!

Un niño buscaba a su compañero del jardín de infantes con un identikit que se volvió viral y la historia tuvo un final feliz: luego de tres años, se reencontraron.


Además del dibujo de Mauricio, Luciano había escrito lo siguiente: "Busco a Mauricio. Busco a mi amigo. De chiquitos íbamos al jardín N° 6, a la mañana, año 2012. Soy Luciano Villegas y cumplo 10. Una vez me ayudaste cuando me caí. Me sangró la nariz. Te gustaban los dinosaurios y eras muy solidario. Deseo encontrarte, espero me recuerdes".

Semejante esquela conmovió a las redes sociales y pese a la dificultad para encontrar datos en el jardín de infantes debido a un incendio, los niños pudieron verse las caras en Río Grande, Tierra del Fuego. Según Clarín compartieron una merienda, se abrazaron y jugaron un largo rato.

"Estuvo muy ansioso, con muchas ganas y con un poco de miedo de que la visita se cancelara", contó Jésica, madre del precoz dibujante. La madre de Mauricio, Mariela, también reflejó la ansiedad del niño: "Se puso muy nervioso; en la escuela todos lo felicitaron y le preguntaban si ya se había encontrado con su amigo. Estuvo muy ansioso y no quería perderse este momento".

Mauricio no recordaba el incidente en el que su compañero se cayó y sangró, pero podemos perdonarlo porque solamente tenía seis años. "Pero me acuerdo de que llegábamos a la salita del jardín y la 'seño' nos daba la caja de juguetes: sacaba la cajita donde estaban los dinosaurios y con Luciano nos poníamos a jugar juntos. Armábamos una isla en la que hacíamos vivir a esos dinosaurios", contó.

"Me siento feliz por haberlo encontrado, pienso que la idea del dibujo ayudó a que pudiéramos juntarnos", agregó Luciano.

Mirá el abrazo más esperado en las redes sociales:

"Vengo sin cita": divertidas y verídicas anécdotas de un médico en su consultorio

El médico y humorista Fernando Fabiani recoge en su libro “Vengo sin cita”, las anécdotas más divertidas de su profesión. 


Fernando Fabiani es sevillano, tiene 40 años y ejerce desde hace unos cuantos la profesión de médico en su país.

Además de su vocación por la medicina, Fabiani también destaca por su vena humorística, que se vuelca en su libro "Vengo sin cita", de reciente aparición en España.

"Todo lo que aparece en el libro, las anécdotas, las vivencias... Es real", cuenta Fabiani. "Lo que está ficcionado es la forma de contarlo. Por eso el protagonista no soy yo, sino Teodoro, un personaje inventado más sarcástico de lo que soy yo".

Estas son algunas de las anécdotas que le han ocurrido en sus años de médico y que pueden encontrarse en las páginas del libro, recogidas por el citado medio:
  • Trasplante total: "Hace tiempo vino a la consulta un matrimonio de ancianos porque el marido estaba hecho polvo, le dolía todo. El hombre me dijo que se encontraba tan mal que creía que iba a necesitar un transplante de cintura para arriba. La mujer, muy seria, me dijo: "Hombre, pues ya puestos, hágalo también de cintura para abajo".
  • La bata no hace al médico, pero casi: "Al terminar de pasar consulta en mi turno tenía que hacer una visita a domicilio a una anciana que, por lo que me contaban, estaba cada vez peor: comía poco, estaba triste... Así que cogí mi mochila y fui al domicilio. Allí me recibió una mujer que me invitó a seguirla, y empezó a llevarme por una zona de la casa completamente ruinosa: con el suelo levantado, humedades, escombros... Yo estaba pensando incluso en avisar a los servicios sociales, ¡normal que la anciana estuviera mal! Finalmente, me llevaron a una habitación casi sin iluminar en la que no había nadie, solo más escombros. Miré a la señora tan extrañado que, finalmente, me preguntó: ¿Usted es el fontanero, no? Desde entonces, siempre que hago domicilios empiezo preguntando si han llamado al médico".
  • La madre escatológica: "Los pacientes se piensan que, como vemos muchas cosas, ya no tenemos escrúpulos, pero hay cosas que, de verdad, preferiríamos evitarnos. Aquí va un ejemplo: cuando estaba rotando en urgencias, una madre llegó con su niño de cuatro años porque llevaba varios días con diarrea. Le dije que, por favor, lo pusiera en la camilla y lo descubriera y, cuando me di la vuelta para ponerme los guantes, noté un olor súper desagradable. La madre había traído un tupper con una muestra de la diarrea del niño. Como si no me lo fuera a creer si no me lo enseñara".
  • Tratamiento imposible: "Una vez tuve un paciente que, cuando vino a revisión y le pregunté que cómo le iba el tratamiento, me respondió que bien, pero que no se lo podía tomar entero. Le pregunté que por qué, si eran solo unos sobres, y me respondió que con el primer litro podía, pero que el segundo litro era imposible. Le dije que se tomara los sobres disueltos con dos deditos de agua, y entendió dos litros".
  • Pensamientos en la ducha: "Al mismo llegar a la consulta una chica se sentó y lo primero que me soltó fue: 'Doctor, me acordé de usted ayer, en la ducha'. Yo me quedé cortadísimo y se hizo un silencio súper incómodo. Cuando ella se dio cuenta, matizó: 'Porque me mareé, y me acordé de los consejos que me dio usted para cuando me mareara".
ALGUNAS FRASES DE @DIJOELPACIENTE
  • "Me duelen hasta los huesos del alma"
  • "De la espalda para arriba me duele todo, y de la espalda para abajo, también!"
  • "Me duele desde aquí hasta aquí y todo esto de aquí y de aquí"
  • "Ultimamente los dolores me duelen más de la cuenta"
  • "Me duelen mucho los dolores"
  • "El paracetamol se ríe de mí y de mis dolores"
  • "No es tan fuerte el dolor como el por culo que me da"
  • "El pinchazo me ha hecho efecto en todo el cuerpo menos donde me dolía"
  • "Yo no soy Dios para pasar este calvario"
  •  «Póngame de marca, no de los genéticos»
  • «El Espidifen mándemelo de marca que el de melocotón no me hace nada».
  • Terminamos con un magnífico consejo, de los muchos que podemos encontrar en el libro: «Si quieres controlar el colesterol limita las grasas; si tienes la tensión alta evita precocinados y quita el salero de la mesa; si no quieres romperte la cadera disfruta del sol y evita caerte al suelo; regula tu intestino tomando frutas y verduras, bebe agua, haz ejercicio... Y ante la eterna duda, ¿margarina o mantequilla?, está claro, aceite de oliva». [Pág. 137] 



          ¡Somos los amos: esclavos obedezcan!







          Aparece estatua de Hillary Clinton desnuda en Nueva York

          Una grosera estatua de Hillary Clinton, aparentemente de cartón piedra, fue instalada hoy en Nueva York y originó un revuelo por el intento de algunas personas de quitarla del lugar o destruirla, según medios locales.


          La estatua representaba a Clinton ligera de ropa y con pezuñas, y asomando detrás de ella una cabeza que, según la cadena NBC, representaba a un banquero de Wall Street. Fue instalada en el barrio de Bowling Green, en el sur de la isla de Manhattan.

          Se desconoce quién colocó la estatua, pero, según fotos y un vídeo difundido por redes sociales, al menos una mujer que pasaba por el lugar intentó derribarla y destruirla, y posteriormente se sentó sobre la estatua.

          Esa actitud creó un revuelo entre la mujer y un joven que persistía en mantener levantada la representación de la candidata presidencial demócrata para los comicios de noviembre próximo.




          La música preferida de 5 famosos escritores

          Hay quienes consideran inconcebible escribir con ruido alrededor. Para que la musa llegue, deben estar en ambientes de suma calma, como en una habitación con vista al mar en una playa desierta, con lo exagerado que pueda sonar.

          Pero hay otro grupo que cree que escribir sin música es una aberración.

          Hay escritores (laureados, publicados, “de verdad”) que no funcionan sin música, quienes necesitan meterse en una melodía que pasa casi imperceptible mientras los dedos juegan con el teclado. Y es gracias a esas tonadas que escribieron piezas famosísimas; bestsellers conocidos e incluso, adaptados a la gran pantalla.

          ¿Te preguntas cuáles son esas canciones que inspiraron tus personajes literarios favoritos? ¡Descúbrelo ahora!
          Stephenie Meyer

          La autora de la saga Crepúsculo (y otros libros que gozaron de popularidad), se escribieron con una playlist de fondo.

          En los agradecimientos, Meyer suele incluir principalmente a una banda: Muse. Tan conocida se hizo la afición, que Matthew Bellamy cedió algunas canciones para la banda sonora de las películas e incluso escribió Neutron Star Collison (Love is Forever) para The Twilight Saga: Eclipse (y después se arrepintió).

          Pero el “honor” de la obra no es exclusivo de los británicos. Meyer lo explicó en los agradecimientos de Eclipse. “Hay emociones, escenas e hilos de la trama en esta novela que surgieron de las canciones de Muse y que no existirían sin su genio. También a Linkin Park, Travis, Elbow, Coldplay, Marjorie Fair, My Chemical Romance, Brand New, The Strokes, Armor For Sleep, The Arcade Fire y The Fray, que han sido todos instrumentos imprescindibles para conjurar el bloqueo de escritor”.

          Stephen King

          King ofreció toda una cátedra de escritura en su libro Mientras escribo. Allí descubrimos que el autor es amante de headbanging, y que la banda sonora personal de sus historias de terror y suspenso es: ¡sorpresa!: el rock

          En una entrevista reciente, el autor de Carrie aseguró que escucha a Metallica y Anthrax mientras teclea. ¿Qué evita escuchar? Ozzy y Black Sabbath. No son de su gusto.

          Neil Gaiman

          El escritor de Coraline y Stardust es otro de los que se inmersa en su propio mundo con un par de audífonos. De hecho, confesó que consiguió inspiración y ayuda para escribir su creación más famosa: The Sandman.

          “Cuando necesité escribir la historia de este hombre en el infierno, puse Metal Machine Music de (Lou) Reed (…) todo el día, durante dos semanas. Me ayudó”.

          El álbum es considerado el peor disco de la historia, con un sonido muy molesto. Pero si a él le funcionó…

          Paulo Coelho

          El amado por muchos y odiado por muchos más (¿o al revés?) Paulo Coehlo parece tener gustos más sofisticados.

          En una entrevista aseguró que escribe escuchando a Mozart mientras toma té.

          Dean Koontz

          El autor de suspenso es otro fan de la música y no la puede dejar de lado mientras trabaja. En una sesión de preguntas y respuestas, explicó:

          “Amo la música de grandes bandas; escuché mucho a Benny Goodman, Glenn Miller, Artie Shaw, Duke Ellington y sus contemporanéos cuando escribí The Bad Place. Aunque pueda parecer obvio, no escuché otra cosa que los discos de Chris Isaak cuando escribía Fear Nothing y Seize the Night”.

          Paul Simon también se convirtió en su músico predilecto cuando trabajaba en Dark Rivers. “Eventualmente, podría cantar cada canción, no solo con fidelidad perfecta a la letra, pero con todos los matices que Simon le pone (aunque no tan melódicamente)”.



          Bob Dylan, el cantante "meteorológico"

          "Vi diez mil oradores de lenguas rotas, vi pistolas y espadas en manos de niños, y es dura, es dura, es dura, y es muy dura, es muy dura la lluvia que va a caer", dice la letra de la canción 'A hard rain's a-Gonna fall' (1963) de Bob Dylan. Según estudios llevados a cabo por investigadores británicos, el nuevo Premio Nobel de Literatura es el compositor musical que más ha cantado al clima y al tiempo. En concreto, identificaron 163 temas del de Minnesota con referencias a la meteorología.

          De las miles de canciones populares que existen, cientos de ellas tratan temas climáticos. Utilizando una serie de las listas, bases de datos y su propia inspiración, un equipo de científicos liderados por la Universidad de Southampton (Reino Unido) ha estudiado hasta qué punto la climatología y la naturaleza inspiran las composiciones de la música popular.

          "Estábamos en una reunión sobre cambio climático y como herramienta para romper el hielo nos pidieron crear una lista de canciones con temas sobre meteorología de diferentes grupos. Nos las arreglamos para conseguir 150, y pensamos que lo habíamos hecho bien, pero luego seguimos buscando y ¡no hacíamos más que encontrar más y más!", declara a Sinc Sally Brown, autora principal del estudio que publica la revista Weather.

          Brown acaba de publicar una carta en la revista de salud British Medical Journal sobre este trabajo, porque esta no es la primera vez que el artista universal aparece en proyectos científicos. Hace dos años se hizo viral la historia de cómo un grupo de investigadores del Instituto Karolinska (Suecia) colaba desde 2007 en sus estudios médicos citas del intérprete americano por una apuesta. El resultado, más de 200 investigaciones con alusiones a letras de Dylan. "Los médicos no son los únicos fans de Bob Dylan con sentido del humor. Los meteorólogos y especialistas en cambio climático también lo tenemos. A nuestro entender, Dylan ha cantado el mayor número de canciones relacionadas con el clima", decía en este artículo.

          En el nuevo trabajo, los investigadores partieron de más de 750 canciones con referencias al clima, de las que analizaron 419 en detalle. Hoy esta lista se sigue alimentando mediante colaboraciones. "Disfrutamos buscando canciones porque a todo el mundo le influye el clima en la vida cotidiana. Dylan apareció como uno de los artistas que más referencias hace a estos temas, junto a los Beatles", añade la científica.

          En referencia a los Beatles, por ejemplo, los investigadores apuntan como 'Here comes the sun' (Abbey Road, 1969) está inspirada en un día especialmente soleado de primavera en el que George Harrison salía de una reunión en después de un invierno largo y frío. Los científicos verificaron los registros meteorológicos, y comprobaron que las condiciones medias de marzo de ese año fueron muy frías y le siguió un abril especialmente soleado.

          Otro artista que no ocultaba tener como musa a la naturaleza era John Denver. En una entrevista con motivo de la publicación del tema 'Sunshine on My Shoulders' (Poems, Prayers & Promises, 1971) el cantante reconocía que su mayor inspiración eran los espacios abiertos y los elementos de la naturaleza.

          También los miembros de Blur explicaron en su día como Shipping Forecast –un boletín de la radio británica sobre las condiciones climáticas marítimas– les proporcionó la inspiración para componer la letra de una canción a medio escribir, 'This Is a Low' (Parklife, 1994).

          Además, algunas versiones de 'Wind Power' del pionero de la música electrónica Thomas Dolby, también expresan de forma visual y auditiva representaciones de fenómenos meteorológicos, e incluyen gráficos de presión, veletas de viento y pronósticos.

          Los científicos continúan recopilando información para identificar estas 'canciones meteorológicas', ya sea desde la música popular o la clásica, e incluso dos personas de este grupo se han interesado ahora por la astronomía en la música.

          Estas son algunas muestras que indican que la discusión sobre el tiempo –a menudo visto como una obsesión británica– es un pasatiempo popular, no solo en tierras inglesas, y que se puede aprender mucho de cómo retrata el clima la sociedad en la música y los tipos fenómenos que inspiran a los músicos.




          Así han cambiado con el paso de los años diversos objetos de uso cotidiano







          Verdaderas imágenes de pesadillas...







          La vida en divertidas ilustraciones






          Humor milenario







          El smartphone con una batería de 10.000 mAh, ahora mas delgado

          Hace cosa de un año el smartphone Oukitel K10000, se destacó por tener una batería de 10.000 mAh y un sistema operativo bien ajustado y optimizado, lo que le permitía conseguir una autonomía que llegaba a superar sin problemas una semana.

          Era un modelo bastante interesante, sobre todo porque se atrevía a nadar contracorriente en un mercado en el que los fabricantes priorizan la estética y el rendimiento bruto en detrimento de una buena autonomía, pero esto no quiere decir que el terminal fuese perfecto.

          Uno de sus mayores defectos era sin duda el grosor del terminal ya que llegaba a los dos centímetros, una cifra muy elevada puesto que la mayoría de los tope de gama actuales no llegan a un centímetro.

          Por suerte Oukitel ha aprendido de los errores cometidos y está trabajando en una versión renovada del K10000 que mantendrá la batería de 10.000 mAh y traerá mejoras importantes, entre las que se destacan las siguientes:

          • Un diseño mejorado y más atractivo para el usuario, acabando con ese aspecto “tosco” que tenía el original.
          • Se reduce el grosor y el peso del terminal, gracias al uso de nuevos componentes y a cambios internos.
          • Componentes más potentes para un mayor rendimiento. No hay nada concretado, pero podría utilizar un SoC Helio P20 de MediaTek.


          Lamentablemente no tenemos más detalles a nivel de especificaciones y tampoco ha trascendido el precio, pero imaginamos que debería sumar 2 o 3 GB de RAM y que no debería costar mucho más que el modelo original.