viernes, 3 de febrero de 2017

50 alimentos que no deberías comer mas

  1. Además de azúcar, las gaseosas contienen ácido fosfórico, que puede causar problemas óseos, y cafeína, que puede desencadernar problemas cardíacos o alta presión arterial. 
  2. Los sándwiches de pan blanco, hechos con harina refinada, tienen muy poca fibra y proteína y un índice glucémico terriblemente alto. 
  3. Deberías dejar de comer papas fritas, no solo porque son altas en grasa, sino porque tienen una gran concentración de acrilamida, que las hace cancerígenas. 
  4. Consumir azúcar está directamente asociado a la diabetes, y es comparada con un veneno que mata lentamente. El azúcar rubia puede ser reemplazada por azúcares naturales, como el jarabe de maple o la miel. 
  5. Antes de comprar sopa enlatada, lee el cuadro de información nutricional. La mayoría de las latas de sopa contiene un alto nivel de sodio, lo que convierte a este alimento en una opción muy poco saludable. 
  6. La mayoría de las barras de cereal están llenas de azúcar y grasa. Es ingenuo creer que son un bocadillo saludable. Asegúrate de leer bien qué ingredientes tiene antes de comprarlas. Incluso, puedes hacerlas tú mismo en casa. 
  7. Las carnes procesadas o embutidos tienen una gran cantidad de grasa y nitritos, un aditivo particularmente dañino, que puede aumentar la probabilidad de sufrir enfermedades cardiovasculares. 
  8. Hechas básicamente de azúcar y grasa, las donas son directamente tóxicas para la salud. Y no olvides que el aceite donde se las fríe seguramente fue calentado más de una vez. 
  9. Si bien no contienen calorías, los azúcares artificiales, como la sacarina, el aspartamo y la sucralosa, pueden generar problemas cardiovasculares y prediabetes. 
  10. Beber un vaso de jugo de naranja es maravilloso, pero los jugos están hechos casi íntegramente de azúcar y colorantes y deberías eliminarlos de tu dieta por completo. 
  11. Por más delicioso que sea, el tocino es una de las carnes más dañinas para la salud. Tiene muchas grasas saturadas y aumenta el riesgo de enfermedades cardiovasculares. 
  12. Este tipo de salchichas, que contienen grandes cantidades de grasa y sal, están hechas de "sobras" comestibles de varias carnes (vaca, pollo o cerdo) y vísceras, como corazón, lengua, estómago o sangre. Además, las salchichas contienen nitritos.
  13. Los muffins comprados en una tienda, aunque tengan ingredientes saludables como harina integral o frutos secos, tienen una gran cantidad de calorías y muy poco valor nutricional. 
  14. Ya sea la marca conocida o una variedad orgánica, este alimento contiene una inmensa cantidad de azúcar, grasa y, por supuesto, calorías. 
  15. Al igual que las papas fritas de bolsa, las papas fritas contienen acrilamida, una sustancia creada cuando se calientan los aminoácidos en las papas a más de 120 grados. 
  16. Los dulces, hechos básicamente de azúcar, contienen enormes cantidades de grasas saturadas que aumentan considerablemente el riesgo de sufrir problemas cardíacos. 
  17. La capa de las latas de comida tiene bisfenol A (BPA), que puede traspasarse a los tomates debido a su gran contenido ácido. El BPA puede aumentar el riesgo de desarrollar cáncer o de sufrir enfermedades cardiovasculares. 
  18. Los envoltorios contienen componentes químicos que pueden contaminar las palomitas de maíz. Estos componentes son detectados en la sangre de los consumidores y pueden incrementar el riesgo de desarrollar cáncer. 
  19. La papa sufre los efectos de los pesticidas mucho más que cualquier otro vegetal. Debido a que es un vegetal de raíz, absorbe fungicidas, herbicidas y pesticidas del suelo. 
  20. Al igual que muchas comidas precocidas, la pizza congelada contiene una alta cantidad de sodio y poco valor nutritivo, solo nos llena el estómago de calorías vacías. La pizza casera es una opción mucho mejor.
     
  21. Ya sea como bocadillo o para el desayuno, los cereales azucarados son una mala elección, no solo porque contienen una cantidad disparatada de azúcar, sino también porque casi no tienen fibra o proteínas y no te sacian por demasiado tiempo. 
  22. Es importante notar la diferencia entre un jugo de fruta hecho con frutas naturales y una bebida con gusto a fruta, hecha básicamente con azúcar y colorante. Por supuesto, deberías dejar de consumir la segunda. 
  23. Al igual que las pizzas congeladas, las comidas precocidas de la sección de congelados del supermercado contienen grandes cantidades de grasa y socio. Tacharlas de tu lista de compras es la opción más saludable. 
  24. Muchos nutricionistas estás en contra del consumo de leche vacuna, ya que, en un comienzo, el cuerpo humano no podía asimilarla bien, aunque con los años, se acostumbró. La leche puede generar acidez gástrica y problemas cardíacos, además, engorda. 
  25. Lejos de brindar la energía que necesitamos para encarar el día, este tipo de bebida nos da la ilusión de energía. En realidad, es una fuente de cafeína concentrada que, en el largo plazo, causa dolor de cabeza y nerviosismo. 
  26. Se dice que el jarabe de maíz es aún peor que el azúcar. Este producto se utiliza en todo tipo de alimentos, desde comidas precocidas a fiambres. El jarabe de maíz puede provocar enfermedades, como la diabetes tipo 2. 
  27. Es mejor beber un buen paso de agua fría que agregar este tipo de saborizantes artificiales. Los jarabes "sin azúcar" están repletos de edulcorantes y azúcares artificiales que causan jaquecas. 
  28. Los aceites hidrogenados se encuentran presentes en varios alimentos, sobre todo en las galletas compradas. El aceite hidrogenado se puede solidificar y se usa para extender la vida útil de algunos alimentos. A largo plazo, puede generar colesterol alto y enfermedades cardiovasculares. 
  29. El glutamato monosódico es un aditivo que se encuentra en platillos elaborados de restaurant, y sirve para realzar el gusto de las comidas. El problema es que funciona como una droga, genera adicción y nos hace querer comer. Algunas personas presentan reacciones adversas al glutamato y muchas hasta son alérgicas. 
  30. Evita comprar jalea o mermelada que contenga benzoato de sodio, un conservante químico que evita que crezcan bacterias en los alimentos. Puede generar hiperactividad en los niños. 
  31. Ten cuidado con los licuados de los restaurantes o de tiendas, ya que suelen tener mucha grasa y azúcar. Dile que sí a los licuados hechos con fruta y verdura natural. 
  32. Evita las comidas que tengan dióxido de azúfre, bisulfito sódico, metabisulfito de potasio o o dióxido de azúfre anhídrico: que son básicamente sulfitos. Este tipo de conservante -generalmente presente en el vino- es también un alérgeno. 
  33. En la mayoría de los casos, la crema batida de lata ni siquiera contiene lácteos, porque está hecha de agua y aceite hidrogenado, y puede causar problemas cardiovasculares. Es mejor comprar la crema y batirla en casa. 
  34. La carne roja puede aumentar el riesgo de desarrollar cáncer colorrectal. 
  35. El café y el té helados contienen grasa y azúcar. No tienen nada que ver con el té ni el café, más allá del nombre. 
  36. El jamón no solo contiene nitritos, sino también una inmensa cantidad de sal, lo que hace un dúo peligrosísimo para la salud y que puede disparar una variedad de enfermedades. Quita el jamón de tu dieta o asegúrate de comer jamón sin nitritos. 
  37. A veces el chocolate parece un dulce saludable, sobre todo cuando necesitas un poco de energía. Pero ten cuidado, las barras de chocolate, al igual que todas las golosinas, abundan en azúcar y grasa, lo que da lugar a la diabetes y el colesterol alto. 
  38. Cuando la carne se cocina a una temperatura muy alta y entra en contacto con el fuego, se liberan elementos carcinógenos. Cocinar a la parrilla aumenta las probabilidades de desarrollar cáncer de próstata y de páncreas. 
  39. Si crees que beber alcohol, sobre todo vino, solo tiene beneficios para la salud, te equivocas. De acuerdo con la nutricionista francesa Béatrice de Reynal, en el cuerpo, el alcohol se convierte en acetaldehído, una molécula carcinógena. Está bien tomar alcohol de vez en cuando, pero no todos los días. 
  40. Los quesos como el camembert, Roquefort o Cantal pueden aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de mama o de próstata en personas mayores de 50 años por la gran cantidad de grasa animal saturada que tiene ese alimento. 
  41. El arroz blanco es de ese color porque fue lavado. El arroz de grano entero, el integral, es mucho más nutritivo y saludable. 
  42. Hay quienes le ponen ketchup a todo, pero no olvides que ese condimento tiene más sal y azúcar agregados que cualquier otra comida. 
  43. Las salchichas que compran en la tienda no son para nada saludables: son altas en grasa y contienen nitratos. 
  44. Se cree, erróneamente, que las galletas de arroz son saludables, pero lo cierto es que tienen un índice glucémica bastant eelevado. 
  45. Aunque casi no tienen calorías, los pickles de botellas tienen muchísima sal y azúcar agregadas. 
  46. El pescado de criadero, sobre todo el salmón, contiene más contaminantes orgánicos que cualquier otro pez del océano. Pregunta de dónde viene el pescado que compras. 
  47. Al igual que pasa con la sopa enlatada, los paquetes de sopa instantánea tienen excesiva cantidad de sal, azúcar, gluten y glutamato monosódico. La sopa casera es mucho mejor. 
  48. Las mezclas para pasteles, económicas y fáciles de usar, tienen una gran cantidad de sal y distintos conservantes. Es mejor que hagas el tuyo de cero en casa, así te asegurarás de que tenga ingredientes de calidad. 
  49. Las tiendas venden una amplia variedad de galletas saladas. Antes de comprar, lee la lista de ingredientes y comprueba que no tengan demasiada sal o grasas saturadas. 
  50. La salsa de ostras, que se utiliza en muchos platillos de comida asiática, como el pad thai, contiene sal, jarabe de maíz, caramelo e ingredientes químicos que podrían llegar a ser cancerígenos.



Publicar un comentario