miércoles, 15 de febrero de 2017

Fideos con nutella y queso, mi menú preferido...y otras imágenes divertidas







Las preguntas que el FBI emplea para detectar a posibles terroristas

Desde el 2015 el FBI ha estado utilizando un sistema de puntuación secreta para juzgar la probabilidad de encontrarse ante un terrorista. A las preguntas que todos nos podemos imaginar se suman otras más “inocentes”. Cuestiones como ir de acampada o jugar al paintball pueden llevarlos ante un presunto criminal.

The Intercept ha obtenido un copia del protocolo del FBI que data del 2015, 48 preguntas que sirven de “indicadores de movilización a la violencia” para determinar si un sujeto está en riesgo de cometer algún acto terrorista.

Lo primero que hay que decir es que no se trata de 48 preguntas mágicas cuya puntuación puede ofrecer directamente un perfil de terrorista. Se trata de preguntas que los agentes deben responder sobre sospechosos de terrorismo como parte de una investigación.

El documento se evalúa a través de “métodos estadísticos” (no revelados) y las respuestas obtenidas son fiables una vez que el FBI las ha sometido a numerosos análisis. Entonces sí, esas respuestas se pueden correlacionar con el terrorismo.

Muchas de las preguntas de la encuesta tienen una relevancia evidente para saber si alguien está tramando un acto violento (si tiene acceso a armas, domina algún tipo de lucha o tiene materiales para fabricar bombas), pero otras son más subjetivas y tienen que ver con el estado emocional del individuo. Ejemplo de ello son:
  • ¿El sujeto ha cambiado su apariencia o hábitos últimamente?
  • ¿El sujeto ha experimentado una pérdida personal reciente?
  • ¿El sujeto ha experimentado últimamente algún tipo de humillación personal?
  • ¿El sujeto tiene algún problema mental o historial de abuso de sustancias?
Otras preguntas podríamos incluirlas en el grupo de las más comunes. Cuestiones acerca del uso del cifrado y capas de seguridad para navegar en Internet, las búsquedas que suele realizar en la red, el posible interés en la historia bélica o incluso de situaciones que simulen entornos u operaciones militares (como el paintball, campamentos, viajes de aventura o campos de tiro).

Obviamente también hay un apartado acerca de las inclinaciones ideológicas como:
  • ¿El sujeto sostiene una creencia o ideología que apoya el uso de la violencia?
  • ¿El sujeto se ha vuelto más extremo en sus creencias?
Si bien el documento pretende ser universal, o al menos en teoría, muchas de las cuestiones hacen referencias a terminología islámica y parecen estar centradas en las preocupaciones sobre el terrorismo musulmán. Según varios profesores de derecho consultados por el medio esto es un arma de doble filo, ya que muchas preguntas están sujetas a prejuicios por parte de los agentes. Como explican los profesores: La idea de proteger a la gente de la violencia es comprensible. Pero ¿cómo hacerlo sin caer en una trampa de estereotipos y suposiciones? La idea de que la radicalización se puede traducir en puntuaciones y ecuaciones bajo un nombre pseudocientífico es profundamente problemática.




Prácticamente nada de lo que viste en "Animales fantásticos y dónde encontrarlos" existía

Que no hay animales fabulosos escondidos por las esquinas es algo que ya sospechábamos, pero la magia de Fantastic Beasts and how to find them va mucho más allá de las criaturas. Toda la película es una locura de CGI, y este vídeo sobre cómo se hicieron los escenarios es la prueba.


Si has pasado alguna vez por alguna de los rincones de Nueva York en los que transcurre la película es probable que hayas encontrado detalles fuera de lugar, como la anchura de las calles. Cabía pensar que era porque en realidad se trataba de decorados, pero ni eso. El vídeo es sorprendente porque revela escenas que no pensé que fueran completamente CGI.

La mayor parte de la película se rodó en estudios vacíos con paredes verdes en los que los actores tienen que apañárselas para imaginar que están en el ministerio de magia o en una calle de Nueva York ambientada de época.


El mensaje subliminal en el logo de McDonald's

Una antigua leyenda sobre los arcos que conforman el logo de McDonald's está rondando otra vez por internet gracias a Foodbeast, un sitio web de noticias relacionadas con la gastronomía, que mencionaba en uno de sus artículos un dato sobre el famoso restaurante que recoge Eric Schlosser en su libro Fast food: el lado oscuro de la comida rápida.


En esta obra, Schlosser ahonda en la psicología y la historia que hay detrás de los arcos dorados que forman el logo de McDonald's y explica que el símbolo original estaba formado por dos arcos separados, colocados a ambos lados de un restaurante McDonald's, pero que con el tiempo estos arcos acabaron juntándose para dar lugar a la icónica forma de M.

Cuando los directivos de McDonald's estaban pensando en deshacerse de los arcos en la década de los sesenta, contrataron al psicólogo y asesor de diseño Louis Cheskin. Cheskin recomendó a la cadena que conservara los arcos en el logo por una razón muy interesante: tenían una gran carga freudiana en el subconsciente de los clientes.

El museo de McDonald's en Chicago, Illinois (Estados Unidos), 23 de julio de 2015.
Según el experto, los arcos dorados recordaban a unos pechos de tamaño considerable: "Los pechos de la madre McDonald's". No tenía sentido perder el atractivo de ese simbolismo tan universal y al mismo tiempo tan estadounidense. La empresa siguió los consejos de Cheskin, conservó los arcos dorados y los utilizó para formar la M de McDonald's.

El diseño lleva siendo prácticamente el mismo desde entonces. La edición estadounidense del HuffPost pidió a McDonald's que confirmara la veracidad de esta versión de los hechos, pero no hubo ninguna respuesta. Sin embargo, una cosa es segura: nunca volveremos a mirar a esos arcos con los mismos ojos.



¡El cosplay hace que las chicas luzcan super sexys!







Cómo arruinar correctamente una foto







La ciencia se aprende mejor con Bob Esponja y King Kong

Electrones, gravitación, energía centrífuga, entropía… La física y sus conceptos, en mayor o menor medida, nos han hecho sufrir a todos. Ya fuera en forma de lecciones magistrales de un profesor de instituto o a través de libros con interminables ejercicios. Pero todo ello podría tener los días contados para las nuevas generaciones, gracias a la industria cinematográfica y a cientos de títulos que ponen a prueba las leyes de la física.


El profesor de la Universidad de Granada Arturo Quirantes (@elprofedefisica en Twitter) ha aprovechado toda esa cultura cinematográfica para sus clases de Física. En ellas enseña la ley de gravitación con la ayuda de Flubber o la alineación de planetas de la mano de Bob Esponja, como recoge en su reciente libro ‘Física en Hollywood’. En él no hay ni ecuaciones ni difíciles ejercicios, sino un divertido manual de ciencia y de cine, al mismo tiempo.

En total, Quirantes reúne más de un centenar de ejemplos extraídos de películas y series de televisión protagonizados por personajes tan populares como el capitán Picard (Star Trek), Terminator, Bart Simpson o los nativos de Avatar para acabar de entender, de una vez por todas, cómo funciona la física.

Quirantes sabe que la combinación funciona. No en vano, lleva más de 7 años impartiendo clases de Física a alumnos universitarios recurriendo a películas del cine y series de televisión. “Mis alumnos han aprendido termodinámica con Marty McFly (Regreso al Futuro), han estudiado la flotabilidad de los cuerpos con el capitán Sparrow (Piratas del Caribe), han conducido el coche de los Hombres de Negro (Men in Black) por el techo de un túnel y han conseguido salvar a Rose y Jack del hundimiento del Titanic”, asegura.

Esto no quiere decir, precisamente, que las películas de Hollywood sean fieles a las leyes de la física. De hecho, sucede más bien al contrario. La mala física abunda, pero también permite aprender conceptos básicos. Así, Quirantes apuesta por un modelo educativo más productivo para sus alumnos basado en algo tan cotidiano como el cine y la tele. Al fin y al cabo, sentarse a escuchar términos y más términos en una clase, ya sea en el colegio, instituto o la universidad de turno, podría ser cosa del pasado.

En su libro, Quirantes advierte de la dificultad de encontrar en el universo cinematográfico ejemplos válidos para explicar la gravitación. Hay que llegar hasta la película de Walt Disney ‘Flubber’ para describir la ley de Newton de gravitación universal.

15 definiciones honestas que no encontrarás en el diccionario







Humor porfiado







50 de las frases mas recordadas de la historia del cine

  • "Le haré una oferta que no podrá rechazar"  Don Corleone (interpretado por Marlon Brando), El padrino (1972)
  • "Bond. James Bond"  James Bond (Sean Connery), El satánico Dr. No (1962) 
  • "¿Me hablas a mí?"  Travis Bickle (Robert de Niro), Taxi Driver (1976) 
  • "Saluda a mi pequeño amigo" Tony Montana (Al Pacino), Caracortada (1983) 
  • "¡Este es otro buen lío en el que me has metido!"  Ollie (Oliver Hardy), Sons of the Desert (1933)
  • "¿Por qué tan serio?"  El Joker (Heath Ledger), El caballero de la noche (2008) 
  • "Toto, siento que ya no estamos en Kansas"  Dorothy Gale (Judy Garland), El mago de Oz (1939) 
  • "Sinceramente ,cariño, ¡no me importa!”  Rhett Butler (Clark Gable), Lo que el viento se llevó (1939) 
  • "Sra. Robinson, está intentando seducirme, ¿no?"  Ben Braddock (Dustin Hoffman), El graduado (1967) 
  • "Esta va por ti, pequeña"  Rick Blaine (Humphrey Bogart), Casablanca (1942) 
  • "Volveré"  Terminator (Arnold Schwarzenegger), Terminator (1984) 
  • "En Suiza tuvieron amor fraternal - y los 500 años de democracia y paz, y ¿qué hicieron con ello? El reloj de cuco" Harry Lime (Orson Welles), El tercer hombre (1949) 
  • “No es mi tempo”  Terence Fletcher (J.K. Simmons), Whiplash: música y obsesión (2014) 
  • Sid: “Por un segundo, en serio creí que ibas a comerme".
  • Diego: “No me gusta la comida chatarra” 
  • Sid (John Leguizamo), Diego (Denis Leary), La era del hielo (2002) 
  • "Estoy lista para mi primer plano"  Norma Desmond (Gloria Swanson), Ocaso de una vida (1950) 
  • "¡Soy el rey del mundo!"  Jack Dawson (Leonardo DiCaprio), Titanic (1997) 
  • "Siempre he dependido de la bondad de los extraños". Blanche DuBois (Vivien Leigh) Un tranvía llamado deseo (1951)
  • "Que la fuerza esté contigo"  Han Solo (Harrison Ford), La guerra de las galaxias (1977) 
  • "El mejor amigo de todo chico es su madre"  Norman Bates (Anthony Perkins), Psicosis (1960) 
  • "Necesitarás un bote más grande"  Brody (Roy Scheider), Tiburón (1975) 
  • "Él no es el mesías. ¡Es un chico muy malo!"  La madre de Brian (Terry Jones), La vida de Brian (1979) 
  • "Nadaremos"  Dory (Ellen DeGeneres), Buscando a Nemo (2003) 
  • “Me encanta el olor a napalm a la mañana" Teniente coronel Bill Kilgore (Robert Duvall). Apocalipsis now (1979) 
  • "Adrian, ¡lo logré!" Rocky Balboa (Sylvester Stallone), Rocky II (1979) 
  • "ET, teléfono, casa"  Gertie (Drew Barrymore), E.T., el extraterrestre (1982) 
  • "Vamos, alégrame el día"  Harry Callahan (Clint Eastwood), Impacto fulminante (1983) 
  • "Nadie deja a Baby a un costado" Johnny Castle (Patrick Swayze). Dirty Dancing (1987)
  • “Carpe, carpe diem... Vivan el día, chicos, hagan que su vida sea extraordinaria" John Keating (Robin Williams), La sociedad de los poetas muertos (1989) 
  • "Me comí su hígado con algunas habas y un buen chianti"  Hannibal Lecter (Anthony Hopkins), El silencia de los inocentes (1991) 
  • “¡No puedes lidiar con la verdad!” Coronel Nathan R. Jessep (Jack Nicholson), Cuestión de honor (1992) 
  • "Bueno, ¿y si no hay mañana? Hoy no hubo uno."  Phil Connors (Bill Murray), El día de la marmota (1993) 
  • "Mantente ocupado vivo, o mantente ocupado muerto" Andy Dufresne (Tim Robbins), Sueños de libertad (1994) 
  • "La vida es como una caja de chocolates, Forrest. Nunca sabes lo que te va a tocar". La señora Gump (Sally Field), Forrest Gump (1994) 
  • "Si mis respuestas te asustan, entonces deberías dejar de hacer preguntas escalofriantes". Jules Winnfield (Samuel L Jackson), Tiempos violentos (1994) 
  • "Puede que nos quiten la vida, pero nunca nos quitarán... ¡nuestra libertad!" William Wallace (Mel Gibson), Corazón valiente (1995) 
  • "Me convenciste con el hola"  Dorothy Boyd (Renée Zellweger), Jerry Maguire (1996) 
  • "En caso de que no los vea, buenos días, buenas tardes y buenas noches" Truman Burbank (Jim Carrey), The Truman Show (1998) 
  • "Veo gente muerta"  Cole Sear (Haley Joel Osment), Sexto sentido (1999)
  • “Bievenidos al Club de la Pelea. La primera regla del Club de la Pelea es no hablar del Club de la Pelea. La segunda regla del Club de la Pelea es NO hablar del Club de la Pelea". Tyler Durden (Brad Pitt), El club de la pelea (1999) 
  • "También soy solo una chica, parada frente a un chico, pidiéndole que la ame" Anna Scott (Julia Roberts), Un lugar llamado Notting Hill (1999)
  • "Lo que hacemos en vida resuena en la eternidad" Maximus (Russell Crowe), Gladiador (2000) 
  • "¿Crees que hay algo más en la vida que ser verdadera y ridículamente apuesto?" Derek Zoolander (Ben Stiller), Zoolander (2001) 
  • "Me gustaría saber cómo dejarte"  Jack Twist (Jake Gyllenhaal), Secreto en la montaña (2005)
  • “Si sueltas a mi hija ahora, se terminará todo. No te buscaré, no estaré tras de ti. Pero si no lo haces, te buscaré, te encontraré y te mataré". Bryan Mills (Liam Neeson), Búsqueda implacable (2008) 
  • "Antes se trataba de hacer algo. Ahora se trata de ser alguien" Margaret Thatcher (Meryl Streep), La dama de hierro (2011) 
  • "La humanidad nació en la TIerra. No se supone que muera aquí". Cooper (Matthew McConaughey), Interestelar (2014) 
  • "Hombre que caza mosca con palitos logra algo". Miyagi (Pat Morita), Karate kid (1984)
  • "Oh, Jerry, no pidamos la luna. Tenemos las estrellas"  Charlotte Vale (Bette Davis), La extraña pasajera (1942) 
  • “El punto es, señoras y señores, que la avaricia, a falta de una palabra mejor, es buena"Gordon Gekko (Michael Douglas), Wall Street (1987)


Una "mujer robot" conducirá un programa de TV en Japón

Una androide hiperrealista será la nueva presentadora de un programa de televisión online en directo en Japón, como parte del último experimento social que pretende demostrar que un robot es capaz de desarrollarse a través de la comunicación con seres humanos.


"Androidol U" (del inglés "idol", ídolo), que fue presentada hoy en Tokio, mide 1,60 metros, pesa aproximadamente lo que un humano, y responde de forma autónoma a los interlocutores que se comunican con ella a través del portal de vídeos Niconico.

Durante la presentación la androide apareció en el escenario sentada en una "silla bola" y leyó algunos comentarios de sus interlocutores, como uno que le decía que estaba muy guapa, a lo que ella contestó con voz mecánica "¡Me da mucha vergüenza!".

"U" tiene la apariencia de una atractiva joven japonesa: lleva media melena y flequillo, viste una blusa blanca, vaqueros y zapatos de tacón. Maquillaje y esmalte de uñas además de unas largas pestañas completan el "look" hiperrealista.

En Japón, estos androides son ya protagonistas de escaparates, obras de teatro o películas (como "Sayonara" -"Adiós", en japonés-).

El científico japonés Hiroshi Ishiguro, "padre" de la androide y conocido por haber creado una copia robótica de él mismo, auguró que en los próximos años ofrecerán asistencia en lugares públicos, centros comerciales, estaciones y escuelas, e incluso como profesores.

"U" es el primero de estos nuevos robots: la interacción con los usuarios a través de su programa semanal servirá para aumentar su vocabulario y contribuir a una mejora de su inteligencia artificial.

"Tengo 22 años, pero nací con 22 años", bromeó la androide durante el acto.

"La comunicación (con los usuarios) ayuda a subsanar las limitaciones del androide. Cuantos más datos acumule, más se ayuda a su desarrollo", señaló Ishiguro, catedrático de la Universidad de Osaka y líder del Laboratorio de Telecomunicaciones Avanzadas que lleva su nombre en Japón.

Esta es una buena forma de sacar al androide fuera del laboratorio y que adquiera nuevos conocimientos a través de la interacción con los seres humanos, explicó.

El proyecto ha sido desarrollado por el propio Ishiguro, en colaboración con la compañía de telecomunicaciones Dwango -dueña de Niconico- y los grandes almacenes Parco.

"Nuestro objetivo es que el androide pueda ayudar finalmente a la comunicación entre personas", continuó Ishiguro.

El científico señaló además que este proyecto es ideal también para saber si un androide puede llegar a ser aceptado como "ídolo": "Es una prueba muy interesante para saber lo que la gente realmente piensa de ella", añadió.

Por el momento se desconoce la fecha exacta en la que comenzará el programa y "por ahora", los responsables del proyecto descartan también la comercialización de la androide.




Donald Trump, la Inteligencia Artificial y otras grandes amenazas para la vida en la tierra

Quién no recuerda a Bruce Willis en 'Armageddon', o a 'Elijah Wood' corriendo para salvarse de los efectos del choque de un asteroide. Si bien la posibilidad de una colisión contra la Tierra sería extremadamente rara, sólo puede ser una cuestión de tiempo antes de que esta amenaza se convierta en una realidad. Los expertos han advertido que los seres humanos no estamos preparados para un impacto de tal magnitud y, si uno se dirigiera a la Tierra, no habría mucho que podamos hacer al respecto. De vez en cuando se acercan a nuestra órbita, pero pasan de largo. Pero no solo del espacio podría llegar el fin. Hay varios factores creados por nosotros mismos que también podrían acelerar nuestro fin:

  • Inteligencia artificial La humanidad se enfrenta a un futuro incierto. La tecnología aprende a pensar por sí misma y adaptarse al entorno. La evolución de los asistentes personales digitales como Siri, Cortana o Google Now, son solo el comienzo de la evolución de las aplicaciones. Nick Bostrom, un asesor externo para el CERV (Centro para el Estudio de Riesgo existencial de Cambridge), predice que las máquinas alcanzarán el 90% de la información a escala mundial para el año 2075. La amenaza que representa para la raza humana si se desarrollan más allá de nuestra comprensión y control se compara con el desarrollo de armas nucleares. El mundialmente conocido físico Stephen Hawking y Elon Musk son parte del creciente número de científicos y expertos en tecnología que han expresado su preocupación en los últimos años. 
  • Superbacterias Las superbacterias son capaces de todo, desde la curación de enfermedades al freno de la contaminación a través de la biología sintética. Los investigadores buscan nuevas tecnologías biológicas y alteran microorganismos existentes a nivel genético con el fin de tratar de comprender mejor su función o producir un resultado diferente al original. En marzo de 2016, los científicos ya consiguieron crear vida artificial en el laboratorio. Pero los experimentos con biotecnología podrían tener resultados inesperados y peligrosos. El trabajo con virus y microorganismos tiene un alto riesgo de causar una pandemia mundial. Por ejemplo, el virus del Zika llegó con el temor a que un brote de la enfermedad pudiera convertirse en una pandemia que podría afectar a más de dos millones y medio de personas. 
  • Robots asesinos La nueva tecnología podría llevar a los seres humanos a ceder el control de las decisiones de utilizar la fuerza letal. 'Robocop' o 'Terminator' eran personajes de ficción que quizá dentro de poco tiempo pudieran existir. A medida que avanza la inteligencia artificial, la posibilidad de que las máquinas tomen decisiones por sí mismas y liquiden objetivos se acerca rápidamente. Los defensores dicen que estos robots asesinos son necesarios para las guerras modernas. Se mueven rápidamente y mantendrían a soldados y agentes de policía fuera de peligro. Sin embargo, las amenazas para la humanidad podrían superar cualquier beneficio militar, según los críticos. 
  • Guerra nuclear En la actualidad hay más de 15.000 armas nucleares distribuidas por el mundo. Como explica el informe del GCF (Green Climate Fund), un conflicto de este tipo generaría dos tipos de amenazas: las bajas causadas directamente por las explosiones, el fuego y la radiación y el llamado “invierno nuclear”, esto es, el fenómeno climático consecuente de un conflicto masivo en el que ardierían las ciudades y la atmósfera se llenaría de humo. Los seres humanos se enfrentarían a una hambruna mundial, ya que las temperaturas bajarían abruptamente y los cultivos tendrían dificultad para crecer, además la vida marina sufriría un exceso de radiación. Aunque según el informe es muy difícil estimar la probabilidad de que estalle una guerra nuclear en el próximo siglo, es una posibilidad que no podemos ignorar. 
  • Cambio climático Desde la Revolución Industrial, los seres humanos hemos sido acusados de alterar el delicado equilibrio de la atmósfera. El dióxido de carbono que se libera al quemar combustibles fósiles, así como los gases del llamado "efecto invernadero", han aumentado a un ritmo alarmante la temperatura del planeta y han creado un gran agujero en la capa de ozono empujando el exceso de calor y las temperaturas globales. Los polos se están derritiendo poco a poco hasta el punto que el nivel del mar subirá a niveles críticos inundando países enteros. 
  • La realidad es una ilusión La idea de que vivimos en 'Matrix' se le quedó a más de uno en la cabeza. Los filósofos han planteado a lo largo de experimentos mentales la interacción del "yo" interno y la "realidad", cuestionando en muchos casos lo mucho que podemos confiar en la evidencia de nuestros sentidos. La idea sería que estamos viviendo en una especie de universo ilusorio, ya sea el producto de un "genio maligno", como proponía Descartes, o una simulación por ordenador. Un informe publicado por el Banco de América en septiembre de 2016, dio una probabilidad del 20-50% de que estamos viviendo en una especie de simulación. 
  • Escasez alimentaria Derivan en la falta generalizada de agua y que a su vez conduciría la escasez de alimentos, migraciones masivas y hambrunas mundiales. De todas las amenazas planteadas por el calentamiento global, la reducción de los suministros de agua potable es de los más graves. Se predice que para el año 2025, unos 2,8 millones de personas vivirán en zonas escasas de agua, lo que supone un incremento de 1,6 mil millones de las que lo hacen ahora. La producción de alimentos tendrá que aumentar en más de un 60% para 2050, y los picos de precios y volatilidad del mercado provocarían disturbios civiles, según el estudio del Grupo de trabajo sobre clima expremo y Sistema Global de Alimentos. 
  • Acelerador de partículas Es una de las posibilidades más improbables. Preocupa que los experimentos que se realizan en el SuperCollider, el acelerador de partículas más grande y potente del mundo, que puedan destruir el mundo. Es cierto que nos pueden ayudar a saber cómo surgió la vida y el universo, pero a muchos científicos les preocupa también que nos hagan desaparecer. Creen que es posible que se formen micro agujeros negros y estos succionen todo lo que esté a su alrededor. Otros estudios apuntan a que se podría crear accidentalmente una serie de partículas que convertirían todo en materia oscura y detruirían el planeta. 
  • Trump La eleccción de Donald Trump como Predisente de Estados Unidos ha sido recibido con diferentes reacciones. Algunos expertos están preocupados por la posibilidad de que los líderes mundiales individuales puedan convertirse en el catalizador de eventos que extingan al hombre, quizás a través de un conflicto nuclear o de una mala gestión de los efectos del cambio climático. Según la CERV, “con Trump y su gobierno aumenta el riesgo de una guerra mundial”.


La loca idea científica para "recongelar" el ártico

Hace tres meses, cuando el inicio del gélido invierno se esperaba en el Ártico, las temperaturas no se desplomaron por debajo de cero. En lugar de alcanzar los -25ºC, las temperaturas marcaron grados por encima del nivel de congelación. El Ártico siguió derritiéndose en los meses en los que se debería congelar. Se registraron temperaturas de hasta 20ºC por encima de lo que hubiera sido normal en esas fechas.


Para el físico Steven Desch, los objetivos del Acuerdo de París no podrán arreglar la descorazonadora realidad de la región polar, que se calienta dos veces más rápido de lo que se pronosticaba hace unos años. Y con la intención de sumar alternativas para frenar ese deshielo, él y su equipo han propuesto una chocante solución: volver a congelar la región ártica.

Para ello necesitarían 10 millones de bombas de agua impulsadas por mecanismos eólicos dispersadas sobre la zona. Con ellas aspiran a arrojar el agua del océano sobre la placa de hielo para que se congele encima y así aumentar su grosor. Según sus cálculos, con esta técnica se podría agregar un metro adicional de hielo marino, lo que sería como retroceder en el tiempo al panorama que había hace 17 años.

"Un hielo más grueso significaría hielo más duradero. A su vez, eso significaría que el peligro de que todo el hielo marino desaparezca del Ártico en verano se reduciría significativamente", explica Desch a The Guardian.

En el artículo de investigación que detalla la propuesta se ofrecen números que asustan.

"El área del Océano Ártico es de unos 107 kilómetros cuadrados. Si las bombas accionadas por aire fueran distribuidas en un 10% de todo ese área, se necesitarían 10 millones de bombas de agua; si se quisiera abarcar todo el Ártico, se necesitarían alrededor de 100 millones de bombas.

Se requeriría de una turbina eólica con aspas de acero de unos 6 metros de diámetro, con un peso en el orden de los 4000 kilos. Para mantener cada turbina a flote se necesitaría una boya que requeriría para su construcción una cantidad equivalente de acero. Redondeando, nuestra estimación es que se necesitarían alrededor de 10.000 kilos de acero por cada dispositivo".

Para fabricar las 100 millones de bombas de agua que se precisan para abarcar el Ártico entero, se necesitarían 100 millones de toneladas de acero. Para que te hagas una idea, la producción anual de acero de EEUU se sitúa en los 80 millones de toneladas.

La implementación de esa red de turbinas eólicas, que actuarían en invierno, costaría alrededor de 500.000 millones de dólares, estiman los científicos. La suma es elevada, pero los científicos recuerdan el precio que tendríamos que pagar de llegar a ver la región polar derretida sería mucho mayor. De completarse el deshielo, la vida del planeta entero quedaría perturbada al perder el mayor mecanismo que existe en la Tierra para reflectar la radiación solar.

Las turbinas que rocían agua salada a la superficie helada no son la única solución que se ha planteado. Otras propuestas previas de geoingeniería han surgido en respuesta al calentamiento humano causado por los seres humanos, incluyend o blanquear artificialmente el Ártico con partículas brillantes de aerosol para ayudar a reflejar la radiación o crear nubes artificiales para filtrar el calor que llega.

Ideas que pueden parecer descabelladas y extremas pero, como recuerda Desch, "la única estrategia en la actualidad parece ser decirle a la gente que deje de quemar combustibles fósiles. Es una buena idea, pero va a necesitar mucho más que eso para evitar que el hielo marino del Ártico desaparezca".




El vicepresidente de Venezuela...¿narcotraficante?

El vicepresidente de Venezuela, Tareck el Aissami, ha sido acusado, por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos, de ser un narcotraficante internacional.

Los funcionarios estadounidenses sostienen en un documento que el vicepresidente facilitó la salida de grandes cargamentos de droga, "que controló aviones que salían de una base aérea venezolana y que controló rutas de contrabando de drogas a través de puertos del país".

Todo ello ha implicado que se anule su visado, que se confisquen sus propiedades en EE.UU. y que se le prohíba tener relaciones comerciales o financieras con instituciones estadounidenses.

Los funcionarios estadounidenses identificaron a Samark José López Bello como el principal hombre de su trama delictiva. Algo que les llevó a sancionar a 13 empresas controladas por él y por otros allegados que, aparentemente, han hecho posible esta red internacional que abarca las Islas Vírgenes Británicas, Panamá, Reino Unido, Estados Unidos y Venezuela.

Aissami no ha reconocido ser responsable de ninguna de estas acusaciones. De hecho, compartió un mensaje en Twitter indignado y con cierto tono victimista:

El Aissami es vicepresidente desde que fue nombrado por el presidente Nicolás Maduro a principios de año. Previamente, fue ministro de Interior y gobernador del estado de Aragua. Un tiempo en el que, siempre según las autoridades estadounidenses, "supervisó o participó" en el traslado de más de 1.000 kilos de narcóticos que salían de Venezuela.
En los últimos años, ha habido otros dirigentes de la clase política venezolana que también han sido acusados de ser narcotraficantes o de estar vinculados a carteles. Aunque, el último caso más destacable fue el de 2 sobrinos de la esposa de Maduro, Cilia Flores, a quienes los fiscales federales de Manhattan acusaron, en noviembre de 2015, de intentar llevar 800 kilos de cocaína a EE.UU.



La aspirina aumenta las posibilidades de embarazo

El ácido acetilsalicílico, la célebre aspirina –con el tiempo, el nombre comercial que dieron los laboratorios Bayer a esta sustancia se ha hecho de uso común–, es uno de los medicamentos más famosos y consumidos en el mundo, sobre todo por sus propiedades como analgésico, antipirético y antiinflamatorio. Precisamente, esta última característica podría, además, facilitar quedarse embarazadas a algunas mujeres que no pueden hacerlo.


Un equipo de investigadores de distintas instituciones estadounidenses coordinados por expertos del Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano y de la Universidad de Utah ha anunciado que las mujeres con inflamación sistémica que toman diariamente 81 miligramos de aspirina tienen un 17% más de probabilidades de quedarse encintas y un 20% más de que el embarazo llegue a buen fin.

Según indican en la revista The Journal of Clinical Endocrinology and Metabolism, para determinarlo estudiaron la evolución de 1.228 féminas de 18 a 40 años que mantenían esa condición inflamatoria y habían sufrido en el último año un aborto espontáneo.

No obstante, algunos científicos señalan que hay que tomar con cautela las conclusiones de este trabajo. Por una parte, este compuesto puede tener efectos adversos en algunos casos –contribuye al desarrollo de úlceras, en determinadas circunstancias–. Además, aunque el estudio que relaciona la ingesta de aspirina con un aumento de las posibilidades de quedarse embarazada es correcto desde un punto de vista teórico, podría argumentarse que abandonar el tabaco, hacer ejercicio y llevar una dieta saludable también lo hace. En todo caso, siempre es mejor consultarlo con los médicos de cabecera.