domingo, 25 de marzo de 2018

Morror, el espejo que te enseña a maquillarte

«Espejito, espejito, ¿quién es la más bella del reino?», preguntaba la malvada madrastra de Blancanieves a su espejo mágico. Y si ese espejo se hubiera llamado Morror, seguramente la respuesta hubiera sido: «Déjate de tonterías y quítate eso de la cara ya mismo, mamarracha. Y aprende de este tutorial tan majo que ha hecho esta chica para aplicarse el eyeliner».


Porque eso es lo que hace este espejo mágico que ha creado un equipo formado por jóvenes de distintos puntos del planeta, la mayoría diseñadores e ingenieros en la empresa tecnológica Xiaomi.

No solo funciona como lo que es, un espejo, sino que también puede hacer las veces de asistente personal ofreciendo al usuario tutoriales de maquillaje. Con solo apretar un botón, Morror puede pasar de ser un simple objeto que refleja tu imagen a un asistente personal que te guiará por el difícil y sacrificado camino de la belleza.


Eso de pintarte un ojo mientras con el otro estás mirando en el móvil cómo lo hace tu guía, y acabar con la cara como un oso panda, tiene sus días contados, según la compañía Xiaomi. Además, también ofrece la iluminación perfecta porque imita la luz natural. Y quien dice tutoriales de belleza dice también consejos para darte un masaje facial. Lo único que le faltan son las manos para que no seas tú quien tenga que dárselo. La perfección no existe, lo sentimos.

Las bondades del espejo no acaban aquí. Puestos a tener información, además de saber cómo aplicarte la base de maquillaje y el colorete para resaltar los pómulos, Morror te indica también la temperatura exterior y el tiempo que hace, no vaya a ser que después de tanto esfuerzo disimulando el grano hipnótico que te ha salido en la nariz, venga la borrasca y te fastidie las capas y capas de pote que te has tenido que colocar para taparlo. Incluso te avisa para que no te líes demasiado con el tema de la autocontemplación y la remodelación facial, y no tengas excusa para llegar tarde.


El prototipo ya está en marcha y la campaña que lanzó la empresa en Kickstarter para financiarlo ha tenido tanto éxito que ya han recaudado más dinero del necesario para poder producirlo a partir de mayo.

Blancanieves se hubiera vuelto negra de celos. Y la madrastra habría aprendido a maquillarse de manera natural sin parecer una puerta o eso mismo, una madrastra mala, fea y pintada de más.




No hay comentarios.: