martes, 5 de junio de 2018

El automóvil que cuesta 70 millones de dólares

Sólo existen 39 unidades delFerrari 250 GTO. La firma del «cavallino rampante» fabricó este modelo desde el año 1992 al 1994. El último de estos ejemplares acaba de venderse por 70 millones de dólares. Salió al mercado en 1963 y ya es el coche más caro del mundo.


La transacción tuvo lugar en una subasta no oficial, todos los indicios apuntan a que un propietario individual vendió el coche a un estadounidense. Se desconocen los detalles del evento pero el experto en Ferrari, Marcell Mansini confirmó la venta en varios informes publicados.

No se trata de un vehículo de coleccionista al que admirar, todavía puede usarse en carretera. Fue ganador de varias competiciones, entre ellas las 24 horas de Le Mans en 1963 bajo el pilotaje de profesionales de la talla de Pierre Dumay y Léon Dernier. Un año más tarde Lucien Bianchi y Georges Berger se alzaron en este vehículo con el cetro del Tour de Francia. Entre 1964 y 1965 participó en un total de 14 pruebas incluido el Gran Premio de Angola.

En 1966 pasó a manos privadas y aparcó en España, concretamente en el garaje del piloto Eugenio Baturone, donde permaneció tres años. No se volvió a tener ningún registro a cerca de su procedencia hasta 1980, cuando el francés Henri Chambon lo presumió por toda una larga serie de eventos históricos y concentraciones.

Pasó por diversas manos hasta 2012, cuando la empresa especialista en Ferrari DK Engineering le consiguió la claxificación de Ferrari Classiche en 2012. «Este es sin duda uno de los mejores 250 GTO que existen, en términos de historia y trayectoria», aseguró la compañía.

Muchos coleccionistas y amantes del motor lo consideran el mejor Ferrari de la historia. De su Serie I, construida entre 1962 y 1963 se construyeron 33 unidades.

El «250» que lo nombra- se refiere al tamaño del motor (250 cm3 por cilindro). Como un V12 de 3.0 litros, entregaba una potencia de alrededor de 300 caballos. En su momento, un GTO cero kilómetro costaba unos US$ 18.000 en los Estados Unidos




Publicar un comentario