Excelentes series de TV que, si no viste, valen la pena ver

El 2018 fue un gran año para los seriéfilos. Como todos los años los sitios especializados de cine hacen su listado de lo mejor y peor de la TV. Los críticos coincidieron en que lo de Julia Roberts en el thriller psicológico Homecoming, la gran apuesta de Amazon Prime, fue un lujo así como resaltaron los condimentos adictivos de Boydguard de la BBC. También Succesion y Sharp Objects, ambas de HBO, recibieron muchos halagos.

Un listado con lo mejor y lo peor del 2018 en TV, según los críticos.

Homecoming (AMAZON PRIME)


Homecoming, una producción original de Amazon Prime, demuestra que el arte en televisión es posible y gusta. Es una miniserie sencilla, efectiva y entretenida en diez episodios de media hora. La produce y dirige Sam Esmail, creador de Mr. Robot, un visionario audiovisual que aquí nos regala otra de esas historias de conspiraciones y misterios psicológicos.

Esmail convirtió este trabajo para Amazon Prime en una delicia cinematográfica, mientras que Julia Roberts está perfecta, y podría llevarse su primer Globo de Oro televisivo.

La serie cuenta la historia de Heidi Bergman (Julia Roberts), una trabajadora social a cargo de Homecoming, un centro dedicado a ayudar a soldados recién llegados de la guerra.

Esmail recurre a saltos temporales que transitan entre el presente de Heidi, que se desempeña como una camarera y vive junto a su madre, y su pasado en el centro, que esconde oscuros secretos.

En su entrada a la pantalla chica, Roberts contó con grandes actores a su lado: Bobby Cannavale, Stephan James, Shea Whigham, Alex Karpovsky y la reconocida Sissy Spacek.

Sharp Objets (HBO)

Sharp Objects de HBO fue una de las miniseries dramáticas más aplaudidas del año. Protagonizada por Amy Adams y dirigida por Jean-Marc Vallée, el mismo que estuvo tras Big Little Lies y Dallas Buyers Club, el premiado filme protagonizado por Matthew McConaughey y Jared Leto.

La historia sigue a Camille Preaker (Amy Adams), una joven periodista que luego de estar encerrada un breve periodo en un hospital psiquiátrico, regresa a Wind Gap, el pequeño pueblo donde fue criada, para investigar y cubrir la historia de los violentos asesinatos de dos adolescentes. Pero su regreso a casa enfrenta la traumática relación que tiene con su madre (Patricia Clarkson) y ve como afloran todas las heridas que el tiempo se ocupó de ocultar.

En los Globos de Oro del próximo 6 de enero compite con tres nominaciones: Mejor Miniserie, Mejor Actriz de una serie de drama (Amy Adams) y Mejor Actriz de Reparto (Patricia Clarkson)

Bodyguard (BBC)

Gracias al éxito arrollador que tuvo en Inglaterra, Netflix no tardó en negociar con la BBC para tenerla en su plataforma.

Con un comienzo que sacude al máximo al espectador, Richard Madden -conocido por Game of Thrones– se pone en la piel de un veterano de guerra lleno de cicatrices físicas y psicológicas que debe cuidar las espaldas de la Ministra del Interior, Julia Montague (Keeley Hawes). La tensión sexual entre ellos no se hace esperar mientras que se ve envuelto en una trama de corrupción. Nadie se salva. Con sólo seis episodios, la serie se vuelve adictiva.

Kidding (Showtime)

Kidding, la serie original que Showtime, se estrenó en septiembre y rápidamente conquistó a la crítica. Detrás de esta ficción creada por Dave Holstein, esta Jim Carrey en el rol protagónico y Michel Gondry en la dirección, los mismos que en 2004 deslumbraron con la película Eterno resplandor de una mente sin recuerdos.

Aunque está catalogada como una comedia y competirá por un Globo de Oro en dicha categoría, la serie se sumerge en la más profunda tristeza que afecta a su protagonista Jeff Piccirillo (Jim Carrey), más conocido como Mr. Pickels, un famoso presentador de un programa infantil de televisión que está intentando sobrevivir a una tragedia familiar.

Succession (HBO)

Un malvado anciano multimillonario, Logan Roy, tiene que decidir qué hace con su imperio económico cuando acusa los primeros síntomas de la senilidad. Sus cuatro hijos empezarán a conspirar para quedar mejor posicionados y serán capaces de apuñalarse a sí mismos por un lugar. Succession es una memorable serie tragicómica que se burla de la miseria humana. La segunda temporada ya fue confirmada.

The Haunting of Hill House (NETFLIX)

Fue la mejor serie del año en el género del horror. Se estrenó en Netflix pocos días antes de Halloween y, por lo mismo, tuvo gran popularidad y repercusión.

Está basada en la novela homónima de Shirley Jackson y es dirigida por Mike Flanagan, experto en cine del que da miedo (Ouija: el origen del mal, Somnia: dentro de tus sueños).

El argumento se centra en la inquietante historia de la familia Crain (un matrimonio y sus cinco hijos) que, cuando llegan a habitar una antigua mansión ubicada a las afueras de la ciudad, comienzan a suceder sucesos paranormales que los marcarán de por vida.

Uno de los momentos más comentados de la serie es el sexto de sus episodios, titulado Dos tormentas de aproximadamente 50 minutos de duración y compuesto de cinco planos secuencia, rodados cada uno de ellos en una sola toma sin cortes.

The Little drummer girl (AMC)

La miniserie, producida exclusivamente para la cadena AMC, fue dirigida por el reconocido cineasta coreano Park Chan-Wook (La doncella, Oldboy), y está basada en la novela homónima del famoso escritor John Le Carrér. Florence Pugh (Marcella), Michael Shannon (Man of Steel, Animales Nocturnos) y Alexander Skarsgard (True Blood, Big Little Lies) protagonizan.

Este thriller que le hace un tributo al cine clásico de espías de los años 70. Sigue la historia de un grupo de agentes especiales que trabajan en secreto para descubrir y detener al autor de una serie de atentados terroristas en contra de los judíos en Europa.

Paso desapercibida para muchos, pero los críticos fueron unánimes: "Una vez la veas no te la vas a poder sacar de la cabeza por mucho tiempo".




Comentarios