Páginas

miércoles, 17 de abril de 2019

Pepsi cancela su proyecto de "publicidad espacial"

Pepsi estuvo colaborando con una empresa rusa llamada StartRocket para insertar una constelación de nanosatélites en órbita terrestre con el objetivo de promocionar una nueva bebida energética llamada Adrenaline.


StartRocket llegó a realizar una prueba en la estratosfera para Pepsi con un globo de gran altitud, pero por alguna razón la compañía estadounidense decidió no seguir adelante con el lanzamiento de los satélites. “Podemos confirmar que StartRocket realizó una prueba exploratoria utilizando el logotipo de Adrenaline GameChangers”, dijo un portavoz de PepsiCo a SpaceNews. “Fue un evento único, y no tenemos planes adicionales para probar o utilizar comercialmente esta tecnología por el momento”.

De acuerdo con Futurism, Pepsi pretendía aprovechar el sistema para una campaña de publicidad “contra los prejuicios injustificados en contra de los gamers”. Adrenaline no habría sido la primera marca de bebidas energéticas que se posicionara a favor de los gamers, pero sí la primera en hacerlo con un anuncio gigante en el espacio empleando nanosatélites.

La idea de StartRocket consiste en lanzar una constelación de CubeSats a 450 kilómetros de altitud para mostrar entre tres y cuatro mensajes al día. Los satélites desplegarían unas velas de PET que reflejarían la luz del Sol, y los mensajes tendrían una superficie visible de 50 kilómetros cuadrados.

Basta con echar un vistazo a los comentarios de YouTube para comprobar que la gente está horrorizada con estos planes. Además de ser un concepto bastante distópico, estos satélites en órbita llevarían la contaminación visual al espacio (¿quién querría mirar al cielo y ver el anuncio de una bebida energética?) y podrían sumarse al problema ya existente de la basura espacial. Eso sí, al depender del reflejo de la luz del sol, los anuncios de StartRocket solo serían visibles al amanecer y al atardecer. Además, perderían altura al cabo de un año y desaparecerían en la atmósfera.

Pepsi se echó atrás, pero otras compañías podrían interesarse por la propuesta de la empresa rusa. StartRocket asegura que el CPM (coste por mil visualizaciones) del anuncio sería similar al de un comercial en el canal de televisión más grande de la industria, entre 9 y 15 dólares. Según Vlad Sitnikovlíder, el líder del proyecto, la prueba en la estratosfera para Pepsi fue todo un éxito. Ahora StartRocket está buscando nuevos inversores.





No hay comentarios.: